Redacción BLes– El martes pasado la revista médica The Lancet hizo público un estudio a través del cual fueron evaluadas medidas como los cierres totales para evitar la propagación del virus del PCCh o nuevo coronavirus, encontrando que estas no se relacionan con una reducción en la tasa mortalidad.

El estudio determina que otras medidas tomadas por los gobiernos como los cierres rápidos de fronteras y las pruebas generalizadas para el virus del PCCh tampoco tienen un impacto significativo en el control de la propagación del brote.

Según señala el documento, las medidas tomadas en todo el mundo “han variado considerablemente con respecto a la restricción de las intervenciones, la aceptación de la implementación generalizada y la presunta efectividad en la reducción de la transmisión de enfermedades”.

La investigación reconoce la efectividad de las medidas implementadas por países como Taiwán, cuyo éxito frente al brote del virus del PCCh se dio en gran medida por la rápida, efectiva y coordinada respuesta de entre las instituciones y el gobierno, ayudando a reducir los casos en más del 90%, a diferencia de la respuesta de otros países como Italia o España. 

El informe concluyó además que una causa potencial de esta discrepancia es que “un cumplimiento de la población inferior al óptimo en las democracias occidentales puede ser un factor importante que contribuye a la variación en los resultados entre los distintos países”, de acuerdo con lo recogido por The Blaze.

Además asoció a una mayor tasa de mortalidad por coronavirus en los países principalmente a factores relacionados a la obesidad así como un alto incremento en el producto interno bruto per cápita.

“Los países con un mayor PIB per cápita tuvieron un mayor número de casos críticos y muertes por millón de habitantes. Esto puede reflejar pruebas más generalizadas en esos países, una mayor transparencia con la presentación de informes y mejores sistemas nacionales de vigilancia”, según lo recogido por Daily Caller.

Frente a los índices de salud y tasas de recuperación, los cierres de seguridad y los cierres de fronteras mostraron buenos resultados, esto se debería a que tales medidas contribuyeron a reducir la carga en los sistemas hospitalarios así como a una recuperación más rápida de los pacientes.

La investigación no tuvo en consideración las determinaciones tomadas frente al uso de mascarilla, si tal tipo de medida tenía un impacto a la hora de frenar la propagación o reducir la tasa de mortalidad.

César Múnera-BLes.com