Redacción BLes – Estados Unidos se está convirtiendo en un gran obstáculo para la perversa industria del Partido Comunista chino.

Recientemente entró en vigor la Ley de Prevención del Trabajo Forzado Uigur, esta ley fue aprobada por el Congreso de EE. UU. en diciembre de 2021, pero su aplicación comenzó este 21 de junio.

Esta ley exige a los importadores que certifiquen que sus productos y cadenas de suministro estén libres del trabajo forzado de Xinjiang.

De lo contrario, los productos se clasificarán como de ‘alta prioridad’ para su incautación por parte de los agentes de aduanas estadounidenses.

Desde hace tiempo, varios informes independientes demostraron que en la región de Xinjiang, el régimen chino dirige campos de trabajo esclavo.

Mira el informe completo en el siguiente video

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.