Redacción BLes– Esta semana, un grupo de transparencia de datos publicó el viernes 5 de noviembre una carga masiva de imágenes de helicópteros de la policía, exponiendo la pésima gestión de las fuerzas del orden en relación con la privacidad de los civiles.

El grupo activista Distributed Denial of Secrets, o DDoSecrets, publicó en línea los 1,8 TB de imágenes aéreas.

Según el medio, DDoSecrets adquirió las imágenes de una fuente no identificada, que alegó que se guardaban en un almacén en línea sin ninguna barrera de seguridad.

“Es un ejemplo muy claro de por qué la vigilancia masiva hace que nuestra sociedad sea menos segura, no más segura”, comentó Evan Greer, subdirector del grupo de derechos digitales Fight for the Future, sobre las imágenes.

Como señaló Wired, la grabación captó “todo, desde vistas en lo alto hasta coches alineados en un McDonald’s, y personas de pie en sus patios o en las calles locales”, subrayando cómo las autoridades no cumplieron sus promesas de garantizar la privacidad de los ciudadanos.

El paisaje que se observaba en el vídeo parecía mostrar Dallas, Texas, y Atlanta, Georgia. El Departamento de Policía de Dallas confirmó que parte del contenido del vídeo era suyo, mientras que los departamentos de policía de Atlanta y Georgia lo rechazaron.

En declaraciones a este medio, la cofundadora de DDoSecrets, Emma Best, señaló que los helicópteros de la policía podrían ser tan omnipresentes como sus drones.

“La gente piensa que los helicópteros de la policía son policías de tráfico, pero son mucho más que eso”, dijo.

“Llevan una tecnología que permite a la policía vigilar a personas que no saben que están siendo vigiladas. Es importante que la gente entienda de qué es capaz ya la tecnología policial y de qué podría ser capaz pronto”, continuó Best.

Según Wired, el vídeo filtrado mostraba momentos en los que se utilizaba la vigilancia a propósito y escenas públicas amables que no tenían ningún propósito específico.

Los grupos de defensa de la privacidad se mostraron más que preocupados por lo que ocurriría si los acosadores o incluso los terroristas decidieran explotar el sistema.

El subdirector del grupo de derechos digitales Fight for the Future, Evan Greer, señaló que las normas habituales sobre estos vehículos se asocian a “cuando ocurre algo específico, pero anecdóticamente también se oye hablar de que se utilizan con fines intimidatorios, como volar muy bajo sobre barrios en los que los residentes son predominantemente personas de color”.

La propia Greer admitió que no se le ocurrió que la policía pudiera estar vigilando a los ciudadanos a través de sus helicópteros.

“No he oído hablar específicamente de que los helicópteros se utilicen de esta manera”, dijo Greer. “No me sorprende en absoluto, pero es alarmante”.

Laura Enrione– BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.