Redacción BLes- Frente al panorama de las elecciones presidenciales de los Estados Unidos, hay una ‘elevada’ probabilidad de que se produzcan disturbios, aunque puede tratarse de un “ruido de bajo nivel” en vez de conflictos muy violentos, según detalló un experto en extremismo al Daily Caller.

Brian Levin, director del Centro para el Estudio del Odio y el Extremismo, aseguró al medio antes mencionado que “no es tan generalizado ni tan ferviente como podría ser”.

Levin hizo mención de algunos expertos que se encuentran preocupados por la seguridad de funcionarios públicos que podrían terminar siendo víctimas de ataques.

“A pesar de la charla sobre grupos organizados como milicias conocidas y observadores electorales autoproclamados que aparecen, un riesgo menor pero enconado de violencia más pronunciada también sigue siendo de personajes más impulsivos y descontentos que en su mayoría están ocultos”, señaló Levin al Daily Caller News Foundation.

El experto en extremismo explicó que muchos de esos grupos organizados operan como asociaciones armadas pequeñas o como “solitarios que ven su estatus erosionarse y son los verdaderos comodines”.

Levin detalló que ante los intentos del presidente Trump por conseguir una reelección, existe un riesgo de violencia como el que se desató en varias ciudades durante la primavera en EE. UU., dado que la “izquierda dura se prepara para una insurgencia”, agregó.

Para Levin, los lugares que afrontarían un mayor riesgo de violencia en caso de que se anuncie la reelección de Donald Trump serían aquellos estados demócratas donde ya han sucedido disturbios como en Portland, Oregon, Seattle, Washington, Washington DC, Nueva York, Filadelfia, Pensilvania, Pensilvania, y Área de la Bahía de California.

De acuerdo con informes, una coalición de grupos liderados por grupos de izquierda como Black Lives Matter y Shutdown DC han venido llevando a cabo capacitaciones a través de la plataforma Zoom para programar protestas el día de las elecciones.

Fox News informó que documentos filtrados y grabaciones de llamadas de Zoom detallan la organización de una red flexible y coordinada de activistas que se preparan para movilizarse por todo el país, principalmente si Biden Pierde.

Además tendrían como objetivo postergar los disturbios del día de las elecciones durante toda la semana con posibilidades de que se mantengan hasta la toma de posesión presidencial en enero.

Por ahora los departamento de policía de todo el país se están preparando ante la potencial amenaza de disturbios que cierne sobre el día de las elecciones en EE. UU.

Desde la oficina del Sheriff de Los Ángeles se informó que se llevará a cabo una política de “tolerancia cero” dado que las empresas cerraron con motivo de los anunciados disturbios electorales que se presentarían luego de las elecciones.

Por su parte, el jefe de la policía de Nueva York Terence Monahan señaló: “Nuestras respuestas para sacar policías a la escena han mejorado mucho. Hemos identificado a aquellos que están dispuestos a causar daño y destrucción, y los atacaremos. Sabemos quiénes son”, según informó Just the News.

La gobernadora de Oregon, Kate Brown anunció el lunes pasado que la Guardia Nacional del estado está a la espera de posibles disturbios en la ciudad de Portland, la cual vivió meses prolongados bajo disturbios.

La alcaldesa de la ciudad de Washington DC, Muriel Bowser dijo que en caso de que la ciudad llegue a un punto en el que sea necesario desplegar la Guardia Nacional, eso es lo que harán.

César Múnera-BLes.com

Te puede interesar: