Redacción BLes – La visita de Pelosi a Taiwán está abriendo una nueva brecha entre Washington y Beijing.

Y es que la reunión de Pelosi con Mark Lui, presidente de la Corporación de Fabricación de Semiconductores de Taiwán, durante su viaje a la isla no ha recibido mucha atención.

Se dice que esta es una de las causas de la grave crisis actual entre Estados Unidos y el Partido Comunista Chino.

Según Fortune, el viaje de Pelosi coincidió con los esfuerzos de Estados Unidos para convencer a TSMC, el mayor fabricante de chips del mundo, de que establezca una base de fabricación en Estados Unidos y deje de suministrar a empresas chinas.

En los últimos años, la autonomía de Taiwán se ha convertido en un importante interés geopolítico para Estados Unidos, ya que la isla domina el mercado de fabricación de semiconductores.

Mira el informe completo en el siguiente video

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.