Redacción BLes – YouTube, la plataforma de videos más popular del mundo, anunció en un comunicado oficial que a partir del jueves, prohibirá todos los videos que pretendan esclarecer o denunciar fraude electoral en las bochornosas elecciones presidenciales de los Estados Unidos. De concretarse lo anunciado, podría convertirse en uno de los hechos de censura más grande de los últimos tiempos. 

El 9 de diciembre YouTube, la plataforma de videos de propiedad de Google, ya había anunciado que comenzaría a eliminar contenidos que afirman que la existencia de “fraude electoral generalizado” en las elecciones presidenciales de los Estados Unidos influyó en los resultados finales.  

La plataforma emitió un comunicado oficial desde su blog en el que utilizando el pretexto de “apoyar las elecciones de los Estados Unidos”, anunció la decisión de no permitir la circulación de videos que mencionan los casos de fraude que ha padecido la democracia estadounidense, en favor del candidato demócrata Joe Biden.

En su comunicado, YouTube dice que ya ha estado manipulando los resultados de búsqueda y los algoritmos para ocultar videos electorales “engañosos”, disfrazando el acto de censura como una supuesta acción para “destacar la información autorizada”.

Inicialmente, la plataforma de videos solo eliminó videos que declaraban “fraude electoral generalizado”, pero ahora tras la actualización de su reglamento, la aplicación incluirá la eliminación y la emisión de un alerta en el canal del usuario que publique cualquier contenido que incluya el concepto de fraude electoral. 

Las señales de alerta en YouTube impiden que los usuarios carguen, compartan y transmitan en vivo en sus canales durante una determinada cantidad de días dependiendo el caso, e incluso puede resultar en una prohibición total de acceso a la cuenta.

Le recomendamos:

El comunicado actualizado de YouTube dice:

“Ahora que se han certificado los resultados electorales, y debido a los eventos extraordinarios que ocurrieron ayer, los videos subidos a partir de hoy (7 de enero) que violen esta política serán eliminados y se aplicará una advertencia al canal”.

La decisión de extrema censura tomada por YouTube sigue a políticas similares anunciadas por los otros grandes de las redes sociales como Facebook e Instagram, luego de los sucesos de violencia el miércoles en el Capitolio, quienes anunciaron que por tiempo indeterminado están bloqueando las cuentas del presidente Trump.

Twitter y Snapchat también bloquearon momentáneamente las cuentas del presidente Trump poco después de que los alborotadores ingresaron al edificio del Capitolio, utilizando como pretexto la supuesta violación de sus políticas de Integridad Cívica.

Desde ya que no es la primera vez que sectores conservadores sufren algún tipo de censura por parte de la plataforma de videos. Aunque en este caso resulta verdaderamente preocupante, teniendo en cuenta que la censura no es aplicada sólo contra los conservadores, sino que al implicar un fraude electoral a tan gran escala como el que se está denunciando, lo que está en juego y lo que se está censurando es a la misma democracia.

Un exingeniero de Google, Kevin Cernekee, declaró que la compañía intentaría influir en el resultado de las elecciones presidenciales de 2020 perjudicando al presidente Trump, según informó Fox News.

“Cuando el presidente Trump ganó en 2016, los ejecutivos de Google subieron al escenario de inmediato y lloraron, literalmente las lágrimas corrían por sus rostros. Prometieron que nunca volvería a suceder y quieren usar todo el poder y los recursos que tienen para controlar el flujo de información al público y asegurarse de que Trump pierda en 2020″, dijo Cernekee en “Fox & Friends” en agosto del año pasado, y hoy podemos confirmar sus palabras con hechos.

Andrés Vacca – BLes