Redacción BLesA la larga lista de actividades oscuras que se adjudican al hijo del presidente estadounidense, Joe Biden, Hunter Biden, cuando su padre era vicepresidente se suma el cobro de más de 2 millones de dólares por influenciar el descongelamiento de dineros de Libia. 

La propuesta se la presentaron a Hunter Biden dos donantes del partido demócrata con negocios en el Golfo Pérsico, conocedores de las extensas relaciones que había creado al acompañar a su padre en los viajes internacionales, revelaron correos obtenidos por Business Insider según informó el 23 de septiembre. 

Los hechos ocurrieron en 2015, 4 años después de la muerte del dictador de Libia, Muammar Gaddafi, a quien el gobierno del entonces presidente, Barack Obama, había congelado 15.000 millones de dólares. 

En los correos obtenidos se lee: “Como viaja con papá, está conectado con todos los lugares de Europa y Asia donde M.Q. [Gadafi] y LIA [Libya Investment Authority] tenían dinero congelado”. 

Y agregan: “tenía acceso al más alto nivel en la RPC [República Popular de China], que podía ayudar allí”, escribió el donante Sam Jauhari, dirigiéndose al jeque Mohammed al-Rahbani, en referencia a Hunter Biden. 

Además, Jauhari explica: “Por la conversación telefónica que mantuve con el hijo número 2 [Hunter], quiere un anticipo de 2 dólares al año… su padre está decidiendo si se presenta o no”, escribió Jauhari, de acuerdo con Fox News. 

Por otro lado, estas explosivas revelaciones del Business Insider fueron comentadas por el periodista de investigación, Glenn Greenwald, en conversación sostenida con el presentador Tucker Carlson. 

Greenwald sostiene que los grandes medios han mentido permanentemente con respecto a las actividades poco transparentes de Hunter Biden y su familia, a pesar de que los miles de correos y documentos encontrados en un computador portátil abandonado fueran catalogados como auténticos. 

“Las pruebas eran abrumadoras desde el principio, Tucker, de que los correos electrónicos eran auténticos”, enfatizó Greenwald.

Y agregó: “Y, sin embargo, mintieron y mintieron como acabas de mostrar tratando de convencer a la gente de que ni siquiera les prestara atención con el argumento de que eran desinformación, que los correos electrónicos eran falsos”.

Durante la misma conversación Tucker hizo otros señalamientos no menos graves, implicando a otra alta personalidad del gobierno Obama, durante la misma época. 

“Hillary Clinton hizo matar a Muammar Qaddafi, el jefe de Libia, por razones que nadie nunca explicó… y luego se incautó dinero del tesoro [de Trípoli]”, expresó Tucker. 

Y también dijo: “Si Hunter Biden estaba realmente presionando al gobierno de Estados Unidos mientras su padre era vicepresidente para conseguir ese dinero, eso es algo muy grande. Probablemente sea un delito”.

Por su parte, la autora Katie Pavlich hace una recopilación de otros de los negocios turbios de Hunter Biden que incluyen al Partido Comunista de China (PCCh), considerándolos fraudulentos. 

“Lo que no se sabía entonces era que, mientras acompañaba a su padre a China, Hunter Biden estaba formando un fondo de capital privado chino que, según los asociados de entonces, planeaba recaudar mucho dinero, incluso de China”, cita Pavlich entre ellos. 

Y agrega: “”La licencia comercial china que dio origen al nuevo fondo fue emitida por las autoridades de Shanghái 10 días después del viaje, con Hunter Biden como miembro de la junta directiva”.

José Hermosa – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.