Redacción BLesMiles de pastores y sacerdotes de Canadá se unieron para denunciar una nueva y controvertida legislación que califica la moral bíblica como un “mito” y prohíbe las enseñanzas tradicionales sobre la sexualidad.

El domingo 16 de enero miles de predicadores cristianos se pusieron de acuerdo para denunciar en sus sermones que la moral bíblica está siendo atacada y criminalizada en Canadá bajo la nueva legislación ley C-4, conocida como la prohibición de la “terapia de conversión”.

En este contexto los pastores y sacerdotes canadienses se comprometieron a defender la enseñanza bíblica sobre la sexualidad en respuesta a la aprobación del proyecto de ley C-4, y propusieron utilizar sus sermones del día domingo 16 de enero para informar y concientizar sobre esta situación a los fieles, reportó Fox News.

La iniciativa fue lanzada por la Liberty Coalition of Canada y a su vez fue también replicada en los Estados Unidos por el pastor John MacArthur de Los Ángeles, lo que permitió que al menos 4 mil pastores cristianos hayan promulgado públicamente su voluntad de protestar contra la legislación.

Pastores de iglesias evangélicas en Canadá escribieron un comunicado el cual fue publicado por Liberty Coalition of Canada:

“La redacción de este proyecto de ley es lo suficientemente amplio como para permitir el enjuiciamiento penal de los cristianos que hablarían la verdad bíblica en las vidas de aquellos que son esclavos de pecados sexuales como la homosexualidad y la transgeneridad”, se puede leer en el comunicado.

La controvertida legislación, que entró en vigor el 8 de enero después de ser aprobada por la vía rápida en el Parlamento canadiense en diciembre sin siquiera haber pasado por un proceso de debate, describe como un “mito” la creencia de que la heterosexualidad y la identidad cisgénero son preferibles. 

Aquellos que no se alineen con tal interpretación y den consejos públicos siguiendo sus ideales, ahora podrían enfrentar una sentencia de cárcel de cinco años.

En el comunicado publicado por los pastores se apunta contra los legisladores que permitieron la aprobación de la ley diciendo:

“Nuestro Rey y Jefe está muy disgustado con nuestros parlamentarios por su pecaminoso desprecio por el bienestar espiritual y eterno de los canadienses. Pero es importante señalar que también han cometido una gran blasfemia al referirse a la enseñanza bíblica como ‘mitos’ en este Por lo tanto, todos debemos temblar al considerar qué terribles juicios caerán sobre nuestra nación por este audaz gesto de odio hacia el Dios Altísimo”.

Con la entrada en vigencia del proyecto de ley C-4, el sistema legal de Canadá ahora designa toda enseñanza bíblica sobre la sexualidad y el género como una especie de “mito”. 

Esto implica que cuando la doctrina bíblica sea promovida y compartida, podrá ser sancionada incluso con prisión efectiva para quienes la promulguen ya que, desde ahora, es oficialmente considerada dañina para la sociedad.

Una vez más se puede ver cómo el lobby LGBT y el progresismo internacional avanza sobre los valores tradicionales, la moralidad sexual, la biblia, Dios y la Familia como institución primaria de la sociedad.

Andrés Vacca – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.