Redacción BLesLos amigos multimillonarios Bill Gates y Warren Buffett, eligieron el Estado de Wyoming, EE.UU. para construir el primer proyecto de reactor de Natrium, según indicó su gobernador el pasado 2 de junio, según reportó Reuters.

Mark Gordon, gobernador de Wyoming, anunció el miércoles que el estado se ha asociado con TerraPower, fundada por Gates hace unos 15 años, y la compañía eléctrica PacifiCorp, propiedad de Berkshire Hathaway de Warren Buffet, para construir un reactor en una planta de carbón que se retira dentro de siete años.

El gobernador de Wyoming declaró, “Este es nuestro camino más rápido y claro para convertirnos en carbono negativo”.

Mientras que para Bill Gates, “Natrium cambiará las reglas del juego para la industria energética”, según dijo en una conferencia de prensa para lanzar el proyecto en Cheyenne, Wyoming. 

La planta será un “proyecto multimillonario” con costos que se dividirán equitativamente entre el gobierno y la industria privada, afirmó el presidente y director ejecutivo de TerraPower, Chris Levesque, acorde a AP.

Asegurando que la planta produciría dos tercios menos de desechos por volumen que las plantas nucleares convencionales. 

Pero las preocupaciones por los peligros que representa la producción de energía nuclear no son menores, aún para los activistas del cambio climático. 

Le recomendamos: En 2016 un ALTO MILITAR CHINO TRAZÓ la PROPAGACIÓN de un VIRUS a EE. UU

Ad will display in 09 seconds

Si bien representa una energía más ‘limpia’ en cuanto a las bajas emisiones de carbono, los dos problemas principales que los ambientalistas consideran potencialmente graves son, los residuos contaminantes y el agua de enfriamiento descargada que daña a los peces.

Otra de las cuestiones que causan preocupación es que justamente el uranio, es el componente clave para las armas nucleares.

Según informó The Guardian, expertos en energía nuclear advertieron en un informe reciente, que los reactores avanzados podrían tener mayores riesgos que los convencionales. 

Precisaron que el combustible para muchos reactores avanzados tendría que enriquecerse a un ritmo mucho más alto que el combustible convencional, lo que significa que la cadena de suministro de combustible podría ser un objetivo atractivo para quienes quisieran buscar crear un arma nuclear rudimentaria. 

Algo similar aborda un artículo publicado en IFL Science, en el que indica que el reactor de Natrium es un reactor de fisión nuclear de sodio fundido, similar a los que se están construyendo en China y que están en el centro de las preocupaciones internacionales. 

La razón es que estos reactores producen más material radiactivo del que consumen, y entre esos productos se encuentra el plutonio. El plutonio se puede utilizar en otros reactores nucleares o los países pueden decidir utilizarlo para armas nucleares. Estos tipos de reactores se conocen como reactores rápidos.

No cabe dudas que la energía nuclear será la próxima moda ESG (El gobierno ambiental, social y corporativo) y era de esperarse que Gates se monte en esta ola.

Bill Gates es elogiado por los sectores izquierdistas y globalistas quienes pretenden instalar la noción que el filántropo millonario es una especie de hombre que “salvará el mundo” y ayudará al planeta a alcanzar ‘cero emisiones de carbono’.

Pero a pesar de las controversias que ha venido generando Gates por sus acciones extremas ligadas la “agenda verde”, como su inversión millonaria en una investigación de geoingeniería para bloquear el Sol, fue elegido por la Casa Blanca para “dar cátedra” a 40 líderes mundiales sobre una cuestión el “cambio climático”, que además de ser un tema muy discutido desde la ciencia, adquirió en los últimos años una perspectiva muy política.

Y a juzgar por el reciente aumento de los precios de las acciones de uranio, el mercado está empezando a percibir hacia dónde apunta la administración Biden.

Vanesa Catanzaro– BLes.com