Estados Unidos anunció este viernes 6 de agosto restricciones de visado que afectan a 50 familiares tanto de legisladores sandinistas como de fiscales y jueces de Nicaragua, que supuestamente han contribuido a impedir la celebración de unas elecciones libres en noviembre.

Las sanciones son una represalia por la detención en Nicaragua de 32 líderes y dirigentes opositores, entre ellos siete aspirantes a la Presidencia, desde el 28 de mayo pasado, explicó el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, en un comunicado reseñado por EFE.

“El presidente Daniel Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo han demostrado otra vez esta semana que les da miedo competir en unas elecciones contra cualquiera que sientan que podría conseguir el apoyo del pueblo de Nicaragua”, dijo Price.

El portavoz se refería a la detención esta semana de Berenice Quezada, una exreina de belleza de Nicaragua de 27 años que aspiraba a la Vicepresidencia por la opositora Alianza Ciudadanos por la Libertad, y de la que Price destacó su “valentía”.

Recordó que, el pasado 12 de julio, el Departamento de Estado ya prohibió la entrada en Estados Unidos de 100 miembros de la Asamblea Nacional de Nicaragua, así como a fiscales y jueces nicaragüenses, por “facilitar los asaltos del régimen a la democracia y los derechos humanos”.

Las sanciones impuestas este viernes buscan reforzar el impacto de esas medidas, y afectan a 50 “familiares inmediatos de funcionarios afiliados al régimen”, explicó Price.

Esos funcionarios oficialistas “han contribuido directamente a medidas adoptadas por el Gobierno de Nicaragua que no cumplen las condiciones para unas elecciones transparentes, libres y justas”, añadió.

También le recomendamos: El régimen chino tramó las catastróficas inundaciones en China, denuncia empresario (Video)

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

El gobierno del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, seguirá tomando medidas “diplomáticas y económicas” para que rindan cuentas “quienes facilitan la represión de Ortega y Murillo”, advirtió.

El anuncio de sanciones llegó poco después de que el Senado de Estados Unidos aprobara el proyecto de ley «RENACER», apoyado por demócratas y republicanos, para promover unas elecciones «libres y justas» en Nicaragua el próximo 7 de noviembre.

Ortega, un exguerrillero septuagenario, busca su quinto mandato de cinco años, cuarto de forma consecutiva y segundo junto con su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, en las elecciones generales del 7 de noviembre.

Erika Hernandez – Miamidiario.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.