Redacción BLesDe acuerdo con la Oficina de Presupuesto del Congreso, (CBO) millones de estadounidenses podrían quedar desempleados durante los próximos tres o cuatro años, mientras tanto, el presidente Joe Biden busca llenar puestos de trabajo estadounidenses con trabajadores extranjeros.

Un informe publicado este mes por analistas de CBO,  detalla que la cantidad de estadounidenses desempleados, todos los cuales quieren trabajos de tiempo completo, no volverá a los niveles de estabilidad anteriores al menos hasta 2024.

“A medida que la economía se expande, muchas personas se reincorporan a la población activa civil que la había abandonado durante la pandemia, recuperando su tamaño anterior a la misma en 2022”, indica el informe. “La tasa de desempleo disminuye gradualmente a lo largo del periodo, y el número de personas empleadas vuelve a su nivel anterior a la pandemia en 2024”.

De acuerdo con Breitbart News, el mismo presidente Biden admitió ante las cámaras que los Estados Unidos no alcanzaría el pleno empleo hasta el 2031.

En otra estimación hecha por la CBO, cerca de 1.3 millones de trabajadores activos, estarían desempleados en una semana promedio en 2025, lo que implica una reducción del 0.8%. Aunque, la CBO también señaló que un salario mínimo federal de 15 por hora, aumentaría en los salarios de 17 millones por ciento.

Le recomendamos:

 

Aunque el salario mínimo federal, aumentaría 15 dólares en las ganancias de los trabajadores, la CBO señala que algunas de las ganancias más altas se compensarían con tasas más altas de desempleo.

Según informa Fox Bussiness, la CBO añade que la medida también reduciría los ingresos comerciales y aumentaría los precios a medida que los dueños de negocio absorben los casos laborales más altos y se transfieren a los consumidores.

Al día de hoy hay más de 17 millones de estadounidenses desempleados y otros seis millones que están subempleados. Cada uno de ellos están buscando trabajos de tiempo completo con salarios competitivos y buenos beneficios.

Si bien las proyecciones estiman un desempleo de millones de estadounidenses, la administración Biden aún trabaja en su política laboral, la cual busca inundar el mercado laboral estadounidense con millones de extranjeros ilegales.

En la frontera de EE. UU. con México, Biden reinició el programa migratorio denominado ‘Atrapar y Liberar’ el cual atrapa y libera a los extranjeros ilegales dentro del país mientras esperan las audiencias de asilo.

Para el año 2022, Biden también anunció un aumento en el reasentamiento de refugiados en los Estados Unidos, además planea ofrecer la amnistía a casi todos los inmigrantes ilegales y bloqueará las reformas a varios programas de visa a la vez que busca aumentar los niveles de inmigración legal.

Las órdenes de Biden se han dirigido al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), el cual ayuda a proteger el mercado laboral de EE. UU., para decretar para cambiar las normativas que detienen las deportaciones y priorizan el arresto de extranjeros ilegales que son terroristas, amenazas a la seguridad nacional o criminales agravados convictos, según Breitbart News.

César Munera – BLes.com