Redacción BLes – A comienzos del año, el City Club de Cleveland, Ohio, hizo público un audio cuyo origen se remonta al año 1973, cuando se produjo el escándalo del Watergate. En él se puede escuchar a un joven Joe Biden diciendo que los demócratas eran más “inmorales” que “los republicanos”.

En el audio se alcanza a escuchar cuando Biden dice: “Permítanme decir para el registro claramente, claramente los demócratas son tan inmorales como los republicanos, si no más inmorales en algunas de las grandes ciudades, mucho más inmorales en el sentido tradicional”.

El audio muestra las declaraciones que hizo el que para entonces era senador de Delaware después de haberse revelado públicamente las cintas de grabación del entonces presidente Richard Nixon.

El material confiscado por investigadores gubernamentales reveló que Nixon estaba al tanto de las intromisiones que se produjeron en el seno del Comité Nacional Demócrata en el hotel Watergate y que además habría estado detrás de su encubrimiento.

El Watergate se trató de un escándalo que tocó a las altas esferas de la política estadounidense en la década de 1970, el cual se produjo a raíz de un robo de documentos ocurrido en las oficinas del hotel Watergate, donde se ubicaba la sede del Comité Nacional del Partido Demócrata, en el cual estuvo implicado el presidente Nixon.

Acorde a lo informado por el Washington Examiner, en el audio Biden instó a los demócratas a no aprovechar el escándalo del Watergate como un tema de campaña además de alardear en una arenga de 20 minutos para los asistentes de un evento de recaudación de fondos en Nueva Jersey sobre las virtudes del Partido Republicano.

“Para aquellos de ustedes que son demócratas activos en la audiencia, que son demasiado cortos de miras para darse cuenta de que la desaparición del Partido Republicano significa su propia desaparición, que la desaparición de los políticos y los partidos políticos significa la desaparición del sistema, entonces uno de nosotros es muy estúpido, ya sea usted o yo, y no creo que sea yo”, expresó Biden.

En su discurso el senador se preocupó por defender al Partido Republicano, criticando a los demócratas que utilizaron el escándalo como campaña política: ”Los políticos afectan todo lo que te afecta, como ya sabes, y si derribamos a un gran partido político al que no se debe culpar por lo que sucedió, comenzamos a derribar un sistema”.

“Y si derribamos el sistema, a menos que tenga algo mejor para reemplazarlo, estamos en problemas.(..) Y por mi parte, no tengo nada mejor para reemplazarlo”, añadió Biden.

En otro segmento del discurso, el senador se expresa ante la discusión sobre un juicio político contra el presidente Nixon, articulando de manera apasionada algunas palabras en favor del presidente republicano, con el fin de convencer al público de que era inocente hasta que se demostrara su culpabilidad.

“Eso es si el Sr. Nixon está involucrado, lo cual le ruego a Dios que no lo esté, porque será terrible para el país si lo está, por mucho que no me guste, creo que debemos decir que es inocente hasta que se demuestre su culpabilidad más allá de toda duda razonable”.

Del mismo modo, Biden hizo mención de la Declaración de Derechos para reforzar su retórica: “No podemos cometer los mismos pecados que algunos de sus seguidores han cometido en el pasado al olvidar que tenemos una cosa llamada Declaración de Derechos”.

[súmate a nuestro grupo “Hispanos por Trump” y déjanos tu opinión]

Te puede interesar: Clinton-China: La verdadera colusión (Parte 1)

Ad will display in 09 seconds