Redacción BLesLa Corte Suprema de Texas habilitó la posibilidad de arrestar a los legisladores demócratas que no se presenten a la segunda sesión legislativa especial del año, al anular el fallo de un tribunal inferior que lo impedía.

“El Tribunal Supremo de Texas rechazó rápidamente este peligroso intento de los demócratas de Texas de socavar nuestra Constitución y de evitar hacer el trabajo para el que fueron elegidos”, dijo Renae Eze, una portavoz del gobernador Greg Abbott, según The Texas Tribune del 10 de agosto. 

Y agregó: “Esperamos que el Tribunal Supremo defienda el estado de derecho y detenga otra táctica dilatoria de los demócratas de Texas”.

A partir del dictamen de la Corte Suprema, los congresistas implicados podrían ser detenidos por las fuerzas del orden y llevados de vuelta al Capitolio estatal, en poco tiempo.

El más reciente obstáculo para detener a los 50 demócratas que viajaron a Washington, D.C. para impedir el quórum, fue el fallo de un juez del distrito del condado de Travis, Brad Urrutia, quien había bloqueado la autorización del presidente de la Cámara de Representantes de Texas, Dade Phelan, en ese sentido. 

Ante la decisión de Urrutia, Abbott y Phelan solicitaron al Tribunal Supremo anular la orden antes de las 5 de la tarde del 10 de agosto.

Para lograrlo, argumentaron que de esa manera les impedía ejercer su autoridad constitucional para arrestar y detener a los legisladores que rompieron el quórum.

“La decisión del juez del condado de Travis es contraria a la Constitución de Texas y viola la separación de poderes entre las distintas ramas del gobierno”, declaró Eze, según el Texas Tribune.

Y agregó: “Confiamos en que esta extralimitación será revocada: los demócratas de Texas tienen que dejar las farsas y volver al trabajo”.

Por ahora los legisladores demócratas cuentan con plazo hasta el 12 de agosto hasta las 4 P.M para contestar a la Corte Suprema.

En caso de que fueran arrestados por los agentes de la ley, estos solo podrían intentar llevarlos a las cámaras de la Cámara, sin que haya lugar a cargos penales o a ser encarcelados, o multados.

Le recomendamos: Clase MAGISTRAL de un escritor sobre la FARSA del LENGUAJE INCLUSIVO

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

La compleja situación creada por estos legisladores se inició en julio, cuando los demócratas huyeron del estado para bloquear la votación de un proyecto de ley de revisión del voto respaldado por el Partido Republicano

Para justificar su inesperada protesta, argumentaron que el proyecto de ley de reforma electoral, supuestamente, restringe el acceso al voto.

Por su parte, Abbott convocó otra sesión especial de 30 días para intentar aprobar la legislación pendiente una vez más

Como reacción a la autorización de arresto, veintidós de los demócratas que huyeron de Texas demandaron a funcionarios estatales del Partido Republicano por tratar de hacerlos regresar al estado.

Los abogados que representan al grupo afirman que los esfuerzos judiciales por convocarlos para una sesión especial violan sus derechos civiles, y lo califican de “plan discriminatorio” para violar su derecho constitucional a reunirse.

La demanda acusa al gobernador y a los representantes estatales del GOP. Dade Phelan y James White de conspirar para “coaccionar, amenazar, intimidar e impedir” que los demócratas del estado ejerzan sus derechos constitucionales.

José Hermosa – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.