Aunque El Centro internacional de Negocios y Exposiciones de Bogotá Corferias fue creado para realizar eventos y actividades feriales -incluso, las más importantes del país-, actualmente está siendo adecuado para funcionar como un ‘megahospital’ transitorio, en medio del brote de la enfermedad ocasionada por el nuevo virus del PCCh (Partido Comunista Chino).

A finales de marzo se hizo el anuncio, y esta semana fue entregada la infraestructura con una capacidad inicial para 2.000 camas de baja complejidad, con posibilidad de extenderse. El espacio disponible es de 53.375 metros cuadrados de ocupación.

En total, Corferias entregó a la ciudad 17 pabellones del recinto, para que posteriormente las autoridades sanitarias adelanten el desarrollo de un centro hospitalario provisional que estará a disposición de la Secretaría Distrital de Salud de la ciudad.

A comienzos de abril, el presidente Iván Duque visitó el lugar para conocer sobre las adecuaciones efectuadas para aumentar la capacidad de atención: “Ahí estamos haciendo un trabajo en equipo. ¿Para qué? Para que tengamos una dotación de cerca de 2.000 camas, que pueden llegar a ser 3.000, que permiten atender, con una serie de requerimientos y especificaciones, necesidades de pacientes en la capital de nuestro país”.

El mandatario recorrió los pabellones adaptados para atención médica en compañía del Presidente de la Cámara de Comercio de Bogotá, Nicolás Uribe Rueda.

“Este ha sido un esfuerzo importante y que demuestra una vez más que en este trabajo en equipo todos tenemos que sumar, porque se trata de proteger la salud y la vida”, enfatizó el presidente.

Las instalaciones

Corferias será un lugar de atención de enfermedades de baja complejidad, razón por la cual no será ocupado por pacientes con el virus del PCCh. Según indican fuentes de Corferias, la prioridad estará enfocada en atención en ginecoobstetricia, medicina interna, pediatría y postquirúrgico y el servicio será operado por un prestador del servicio de salud definido por el distrito.

El montaje incluye la adecuación del 75 % del recinto, con cubículos para pacientes, los puntos de enfermería, salas especiales: quirúrgicas y de partos, como los centros de atención de personal médico y enfermería con sus respectivas áreas de apoyo.También se adecuan zonas de procedimientos y cuartos para ropa, espacios para almacén y/o farmacia, áreas de imágenes diagnósticas, entre otros.

El montaje también incluyó carpas para la adaptación de tres espacios de acopio de residuos peligrosos, orgánicos y para reciclaje.

Dentro de las adecuaciones también se encuentra ​la implementación de redes eléctricas para energía normal y regulada del 95% de las necesidades y 3 plantas eléctricas a las adicionales en el recinto.

Corferias ha instalado 19.7 kilómetros de cableado eléctrico, 30.000 metros cuadrados de paneles divisorios, 3.400 toma corrientes adicionales a las que ya habían.​

Así mismo, 528 mesas, 3.000 sillas; 196 baños adicionales a los que ya tiene el recinto, como 196 duchas y 536 lavamanos adicionales.

El Gobierno Nacional, la Alcaldía de Bogotá, la Gobernación de Cundinamarca, la Cámara de Comercio de Bogotá y Corferias han acordado esta adecuación que servirá a los ciudadanos por tres meses.​

Según autoridades locales, el costo total del hospital en le recinto ferial podría superar los 50 millones de dólares.

Fuente: Voz de América.

Le puede interesar:  La estrategia del régimen chino para liderar la economía mundial en medio de la pandemia