Los precios minoristas subieron un 1,2% solamente en mayo, después de aumentar un 1,4% en el mes de abril. El Banco Central de Chile subirá la tasa de política monetaria al 9% anual, pero sigue por detrás de la inflación.

El Instituto Nacional de Estadísticas de Chile (INE) anunció que los precios de carácter minorista tuvieron un aumento del 1,2% en mayo con respecto al mes anterior. La inflación mensual sigue siendo elevada y fue el tercer mes consecutivo en registrar aumentos superiores al 1%, considerando las subas en abril (1,4%) y marzo (1,9%).

La inflación acumulada de 12 meses alcanzó el 11,5% interanual en mayo, lo cual significa el nivel más alto desde julio de 1994. Solamente en los primeros cinco meses del año, la inflación acumulada de Chile ya alcanzó el 6,1%. El Banco Central estima que la variación interanual seguirá aumentando hasta, por lo menos, el 13% para el término del primer semestre.

Los aumentos de mayo fueron liderados por el rubro de alimentos y bebidas no alcohólicas, que marcaron una suba del 1,8%, y el precio de las tarifas de transporte que aumentaron un 2,2% en el mes. Solamente el precio de las telecomunicaciones registró un retroceso contra abril, cerrando con una variación de -0,3%.

Ante los fatídicos resultados inflacionarios, la autoridad monetaria de Chile resolvió la aprobación de un nuevo aumento de la tasa de política monetaria, que aumentó del 8,25% anual hasta el 9% desde el martes pasado.

Como ocurrió en muchos otros países, la reacción del Banco Central de Chile fue más tardía de lo que hubiera sido aconsejable acorde a estándares convencionales. El alza de tasas de corto plazo comenzó en este país desde septiembre de 2021, partiendo de una tasa de sólo el 0,5%, mientras que en países como Brasil la corrección comenzó en marzo de 2021 y partiendo de una tasa del 2%.

A su vez, la tasa de política monetaria continúa por debajo del nivel variación interanual de los precios, algo que marca un contraste con la política llevada a cabo en Brasil, de índole más estricta y ortodoxa.

El ministro de Hacienda de Chile, Mario Marcel, responsabilizó al alza de precios internacionales por el drástico aumento inflacionario en el país. Pero en una línea diametralmente contraria la propia presidenta del Banco Central, Rosana Costa, explicó que la inflación se debe a factores exclusivamente internos, y culpó al retiro sistemático de los fondos de pensiones (las AFP) por exacerbar el sobrante de dinero en la economía.

Los pronósticos oficiales de crecimiento para este año fueron brutalmente recortados del 3,5% anual a solo el 1,5%. De concretarse este último pronóstico, el crecimiento en términos relativos a la población sería el más bajo desde 2017.

Fuente: La Derecha Diario

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.