El presidente Jair Bolsonaro y el ministro Paulo Guedes lanzaron el programa “Auxilio Brasil” que supone la creación de un amplio sistema de vales educativos para que más niños puedan acceder a la educación privada de calidad.

Mediante un decreto provisorio, el presidente Bolsonaro lanzó el programa “Auxilio Brasil” destinado a mejorar la calidad educativa en el país. Se determinó la creación de un sistema de vouchers o vales para que más familias puedan mandar a sus hijos a instituciones de educación privada de calidad.

De esta manera se apunta a recortar fondos públicos para instituciones estatales deficientes y dar paso a una mayor igualdad de oportunidades. Hasta ahora, Brasil funcionaba bajo el programa “Bolsa familia” que otorgaba subsidios a cambio de que las familias presentaran garantías para la asistencia escolar de sus hijos, entre otras condiciones.

Este programa no concentró demasiados esfuerzos por mejorar la calidad educativa de Brasil, sino que solo se limitó a generar incentivos para la inscripción escolar y era predominantemente asistencialista. Bajo el esquema Auxilio Brasil, los fondos que serán destinados siguen manteniendo el incentivo para la inscripción escolar, pero al mismo tiempo se favorece la competencia y la calidad de instituciones privadas.

También se añaden nuevos puntos sobre el sistema anterior para mejorar la calidad de los incentivos sobre las familias. Se plantea añadir una cuota especial extra para aquellas unidades familiares cuyos hijos demuestren actitudes destacables en instituciones educativas.

Los subsidios para las familias más necesitadas subirán un 50% bajo los mismos lineamientos que existían en el programa Bolsa familia, debido a que las cuotas no fueron actualizadas desde 2016 y el efecto inflacionario sobre ellas fue distorsionando el objetivo central del esquema.

Se plantea reemplazar un esquema viejo planteado por el Partido de los Trabajadores entre 2003 y 2004 para dar paso a uno más moderno, que sea capaz de concretar aquellos objetivos que no pudieron cumplirse anteriormente.

También le recomendamos: Hace 20 años atrás un político americano presagió lo que está pasando hoy en Afganistán (Video)

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

Además, los cambios suponen una mayor integración para la sociedad brasileña. Bajo el esquema anterior, las familias de bajos ingresos estaban condicionadas para adquirir servicios de educación exclusivamente estatales, y no disponían de plena libertad para elegir qué tipo de educación brindar a sus hijos. El nuevo programa plantea darles a familias de bajos ingresos la libertad de elegir.

En reiteradas oportunidades, el ministro de Economía Paulo Guedes se refirió al sistema de vouchers educativos y sostuvo que “quien puede pagar debería pagar, y quien no puede pagar debería tener el vale educativo”.

Por su parte, las medidas no tienen carácter legal permanente y forman parte de una resolución de Bolsonaro, un decreto que tiene 120 días de vigencia y que posteriormente deberá ser aprobado por el Congreso para seguir en vigor.

Fuente: Derechdiario.com.ar