Redacción BLes – El gobierno argentino reconoció que 4 de las vacunas obligatorias que rigen en el calendario del país se desarrollaron a partir de células de bebés abortados.

La doctora Marina Alejandra Rossi, Jefa del Servicio de Inmunología Aplicada de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica, informó que las 4 vacunas están compuestas por fibroblastos tomados de pulmón de feto humano abortado, de más de 3 meses de gestación.

El senado argentino aprobó en diciembre del año pasado una normativa que impide tramitar o renovar el DNI, el pasaporte o el carné de conducir, entre otras gestiones, si no se presenta el certificado de vacunaciones obligatorias en regla.

Sin embargo, el reconocimiento del Estado argentino de que las vacunas obligatorias contra la Hepatitis A, Rubéola, Varicela y Herpes zóster están desarrolladas a partir de células humanas vuelve a alertar sobre la legalidad de la comercialización de restos fetales y la dudosa composición de las vacunas, en las que se empezó a usar células de tejido embrionario en el año 1962, de acuerdo al medio alternativo El Disenso.

Asimismo, reabre el debate sobre las lagunas legislativas que existen en Argentina y que permiten que las entidades se lucren con el tejido producto de los abortos y los cadáveres de los bebés cuya vida ha sido cercenada antes de nacer, información que como la citada en este artículo suele no publicarse en los principales medios de comunicación.

Cabe recordar el Congreso de Estados Unidos demostró que la multinacional abortista Planned Parenthood trafica ilegalmente con los órganos y tejidos procedentes de cadáveres de bebés abortados.

El presidente de los Estados Unidos, Donald J. Trump, por su parte, recortó fondos a la internacional abortista Planned Parenthood, al separar claramente al aborto de los servicios de planificación familiar y por tanto negarles la financiación el 22 de febrero.

Ir a la Portada de BLes.com.

¿Conoce nuestro canal de Youtube BLes Mundo? ¡Suscríbase!