En vez de enviar un representante como hicieron el resto de los países, Alberto Fernández decidió asistir personalmente al evento virtual internacional organizado por el Partido Comunista Chino por sus 100 años.

En una posición de sumisión total, Fernández elogió al dictador del gigante asiático y recordó la “histórica relación” entre Juan Domingo Perón y Mao Tse-Tung.

Dijo en su discurso: “Felicito a Xi por sus palabras y quiero que las mías sean de congratulación por los 100 años de existencia del Partido Comunista”.

Mencionó que “el Partido Justicialista de la Argentina y el PCCh han tenido una histórica relación que se remonta al intercambio epistolar entre Perón y Mao, hace casi 60 años”.

Dijo que China hoy es de las más importantes potencias económicas mundiales y protagonista central de la política internacional.

Destacó la gestión del dictador Xi Jinping y mencionó “el notable avance en la erradicación de la pobreza, la mejora en la calidad de vida y los desarrollos en ciencia y tecnología“. Aunque no rescató que si el país no hubiera caído en el comunismo, habría erradicado más rápido y más efectivamente a la pobreza.

Consideró que China es un “socio estratégico integral” de la Argentina y agradeció la asistencia por la entrega de insumos por la pandemia. Destacó “las donaciones y facilidades para la adquisición de insumos estratégicos en momentos de escasez”.

Calificó al Partido Justicialista como el espacio político “del pueblo, de los trabajadores, de los empresarios, de los jóvenes, de los científicos, de todos lo que comparten una idea”. Manifestó que “no hay realización individual en una comunidad que no se realiza”.

En un afianzamiento de las relaciones bilaterales con China, dijo que el Gobierno “busca profundizar los nexos”. Afirmó que el país asiático es el segundo socio y que “realiza importantes inversiones en obras de infraestructura, transporte y gasoductos”.

También le recomendamos: Los planes del régimen chino para dominar el mundo y el espacio, explicado por un teniente retirado (Video)

Ad will display in 09 seconds

Y concluyó diciendo que la pandemia “puso en primer lugar las profundas desigualdades” del mundo.

“No podemos aplazar más una acción mancomunada, solidaria, entre todos los países, para reducir tamañas desigualdades“, dijo y aseguró que “hace votos” para que “todos los partidos del mundo centren los objetivos en llevar mayor bienestar a los pueblos”, algo que él no hace en su país.

Redacción Argentina – Derechadiario.com.ar