Un bebé recién nacido fue encontrado el pasado lunes en el interior de una máquina de una lavandería en la provincia de Krabi, al sur de Tailandia.

Sangduen Khaorueng, la dueña de la lavandería y la mujer que encontró al bebé se percató del llanto intenso que salía de la máquina, según medios tailandeses.  Khaorueng afirmó que cerró su negocio el pasado viernes, y cuando regresó el lunes, encontró al bebé.

En un principio creyó que el ruido provenía de una casa próxima, pero cuando se hizo más intenso, se percató que dentro de uno de los tambores de las máquinas había un neonato envuelto en toallas.

Cuando cogió al recién nacido en brazos, Sangduen Khaorueng avisó a las autoridades, que se desplazaron hasta el lugar del suceso.

El equipo médico especializado que chequeó al pequeño descartó cualquier infección o enfermedad. El bebé se encontraba saludable pero hambriento.

Los efectivos policiales continúan intentando dar con el paradero de la madre del bebé. Por su parte, el teniente de la policía de Krabi reveló que el niño está bajo el cuidado de las enfermeras de un hospital cercano.

A través de 20 Minutos.

Ir a la portada de BLes.          

Categorías: Últimas noticias

Video Destacados