Ya que hablamos tanto de los canales de energía, la relación con las enfermedades y el efecto de la acupuntura para desbloquearlos, muchos lectores seguramente se pregunten cómo encontrar a un buen acupunturista. Para contestar esta pregunta simple, es importante entender qué es la acupuntura y cómo funciona.

La acupuntura es una modalidad de tratamiento de la antigua medicina. La antigua medicina china ha llegado hasta nosotros de una civilización prehistórica desconocida y, junto con los agregados a lo largo de la historia, conforma un sistema médico completo. Tradicionalmente, los chinos creían que el arte de la medicina china era un don de origen divino.

Este sistema médico reconoce la anatomía y la fisiología del cuerpo humano tal como lo hace la medicina moderna. Pero, a diferencia de la medicina occidental, también traza y explica la red energética de los seres humanos. Aunque este nivel energético del ser humano sigue siendo invisible para nosotros, su existencia se percibe en nuestras vidas.

La energía que ha mapeado la medicina tradicional china se llama ‘qi’, una fuerza vital que sostiene el funcionamiento físico y mental del cuerpo. Se llama meridianos al sistema de circulación del qi: una red de caminos de energía que se centran en los principales órganos internos. Con la tecnología actual de imágenes y radiología aún no se pueden ver estos meridianos.

Un flujo de qi suficiente, suave y direccionado mantiene al cuerpo funcionando con normalidad. Cualquier estrés químico, emocional o físico comprometerá el qi y bloqueará los meridianos.

Este estrés, en consecuencia, causa disfunciones y síntomas que afectan las áreas afectadas en nuestro cuerpo, humor y mente asociados con los respectivos meridianos. El qi comprometido puede manifestarse mediante anormalidades químicas, físicas o estructurales que la medicina moderna detecta y pretende tratar.

Hay puntos específicos o pequeñas áreas en la superficie del cuerpo que están conectados con los sistemas específicos de meridianos y órganos. Si estimulamos estos puntos con agujas finas, podremos entonces abrir los meridianos bloqueados, y reorientar y facilitar un flujo adecuado de qi. Así, podremos reducir la disfunción y a su vez los síntomas que sufre el paciente, previniendo también que la disfunción se desarrolle en una enfermedad seria.

La clave

Sin embargo, el trabajo más importante se hace antes de insertar las agujas. Lo más importante es el diagnóstico y la evaluación de qué meridianos están involucrados y de cómo está desbalanceado el qi.

El diagnóstico y la evaluación del qi determinan la selección de los puntos y las técnicas de punción. Este proceso de diagnosticar requiere habilidades clínicas que incluyen leer la lengua y el pulso, las cuales son poderosas herramientas de diagnóstico en la medicina china. El doctor necesita un conocimiento sólido y comprensivo del sistema energético y sus funciones para diagnosticar bien.

Aunque los síntomas y la disfunción pueden responder inmediatamente al tratamiento de acupuntura después de la primera sesión, cualquier condición crónica requerirá un programa de tratamiento diario para lograr una mejora significativa. Sin embargo, en Estados Unidos, los pacientes sólo pueden pagar o comprometerse a dos o tres sesiones a la semana. Se necesitan treinta sesiones de tratamiento para mejorar de manera significativa la mayoría de las condiciones crónicas.

Por otra parte, el acupunturista debe reconocer y tratar las causas del desequilibrio del qi, proveer las herramientas para el autocuidado y guiar a los pacientes a que modifiquen su estilo de vida a favor de su salud.

Algunas claves para la elección

  • Referencias

Así como en la elección de cualquier profesional, las referencias son importantes. Los mejores tipos de referencias son las de tus amigos y personas de confianza que han tenido una experiencia positiva con el médico.

Si uno no conoce a nadie que le pueda referir a un médico cercano, puede encontrar a algunos acupunturistas en la localidad y arreglar una cita para entrevistarse con ellos.

  • Preguntas para hacerle

Algunas buenas preguntas para realizar son: qué métodos usa para diagnosticar; qué conllevan sus planes de tratamiento; y qué experiencia tiene en el tratamiento de condiciones como la suya.

  • Acupuntura aislada, no

Lo fundamental es que usted quiere ver si su trabajo es importante para él, si cuida de sus pacientes y si está seguro de lo que sabe. Un buen acupunturista usará acupuntura como una herramienta de un sistema médico completo, en vez de una técnica para estimular con agujas su piel, músculos o nervios, basada sólo en el entendimiento moderno de la anatomía.

  • Profesionalismo

Un buen acupunturista no es diferente de ningún otro profesional de la salud en términos de tener un buen corazón, conocimiento, habilidades clínicas y una comunicación efectiva. El acupunturista debe poder establecer una alianza terapéutica con el paciente.

  • Que aprecie el sistema energético integral

Además, un buen acupunturista debe ser capaz de apreciar el sistema energético del ser humano como lo describe la antigua medicina china. El entendimiento de la naturaleza energética del ser humano es fundamental para el proceso del tratamiento. El cuerpo humano es un sistema abierto que intercambia constantemente su energía con la del medio ambiente y las personas a su alrededor. Generalmente, el acupunturista les aconseja a sus pacientes que sean conscientes del entorno, los cambios climáticos, los comportamientos y las relaciones interpersonales.

La energía circula en los meridianos de los sistemas de una forma ordenada y oportuna, y varía en diferentes tiempos. El acupunturista debe aconsejar a sus pacientes que vivan sus vidas en forma congruente con el flujo energético de la naturaleza. Esto incluye instrucciones acerca del mejor tiempo para levantarse, descansar, hacer ejercicios, comer y asearse.

  • La energía del propio acupunturista

La energía del propio acupunturista es también importante cuando interactúa e interviene en la energía del paciente. Un buen acupunturista debe cultivar su energía para mantener un nivel saludable y mantenerse muy concentrado durante el tratamiento.

Escrito por el Dr. Jingduan Yang

El Dr. Jingduan Yang es un médico líder, un psiquiatra certificado por la junta y un experto internacional en formas clásicas de medicina china.

El Dr. Yang es el fundador y director médico de TAO Institute of Mind & Body Medicine ( www.taoinstitute.com) Además de ejercer en Nueva York, Pensilvania y Nueva Jersey, el Dr. Yang también ejerce medicina y se desempeña como Director de Medicina Oriental y Programa de Acupuntura en el Centro de Medicina Integral Myrna Brind en el Hospital Universitario Thomas Jefferson en Filadelfia. El Dr. Yang está en la facultad del Departamento de Medicina Integrativa de la Universidad de Arizona y enseña Medicina Tradicional China y Acupuntura para el Programa de Becas de Medicina Integrativa y además es miembro de la junta de la Organización Internacional de Salud Mental Integrativa.

Categorías: Salud

Notas relacionadas