Geraint Ashcroft organizó una campaña de protección al medio ambiente en Gran Bretaña, vigente, y ya se han adherido más de 328.000 peticionarios, de la meta de 400.000.

Piden que la productora de papitas Walkers use empaques amigables con el medio ambiente, y muchos han empezado a devolverlas por correo para que la empresa vea qué hace con la basura que generan sus empaques.

Empaques listos para ser enviados por correo.

La marca Walkers, es de propiedad de PepsiCo, y ha propuesto que para el año 2025 hará sus empaques libres de plástico, lo cual es insuficiente para los activistas.

La campaña 

La cantidad de paquetes de papas fritas que consume Gran Bretaña es de 6.000 millones por año, la mayoría no reciclables, tal como lo describe Geraint Ashcroft el organizador de la campaña.

“Esa es una cantidad terrible de basura y un veneno para el ambiente” en las palabras del activista, consignadas en su página web.

El mismo amigo del medio ambiente urge sobre el tema diciendo que se han encontrado empaques de papitas de hace 33 años, causando un impacto sobre el ambiente natural que es de imaginar.

“A la tasa de consumo actual dentro de 33 años habrá 200.000 millones de paquetes crujientes que serán enviados a vertederos o que contaminarán nuestros océanos” escribe en la página de la petición.

Asimismo, declara que muchas de esas bolsas serán ingeridas por “animales, peces o aves, lo que provocará una muerte lenta y prolongada”.

Para Jarred Livesey 7 años es demasiado tiempo para desarrollar el empaque que se pide.

“2025 es demasiado esperar para que usted utilice el empaquetado libre plástico. No es lo suficientemente bueno. Usted produce 4 mil millones de paquetes por año. Te las estoy enviando de vuelta para que puedas lidiar con tus propios desperdicios”.

Por otro lado, Lisa Ann Pasquale sugiere dejar de comprar las papas de la discordia y así lo publica en su cuenta se Twitter.

“¿Qué pasa si en lugar de comprar patatas fritas y enviar por correo los empaques de nuevo a @walkers_crisps tan solo salvamos nuestro planeta y los niveles de colesterol por no comprar patatas fritas…?”

Esto pide el servicio de correos

El servicio postal británico está en el deber de transportar los sobres de papitas siempre y cuando tengan la dirección correcta, y como Walkers tiene registrada su dirección en el servicio postal no hace falta pagar por el envío.

Sin embargo, el servicio postal solicita que los empaques sean metidos en un sobre de papel común, porque de lo contrario causan demoras en el proceso de entrega.

“Recomendamos encarecidamente a los clientes que no inserten nada en el sistema postal que no esté debidamente empaquetado” “Los paquetes crujientes no pueden pasar por las máquinas, no son elementos normales de correo por lo que mis colegas trabajadores necesitan clasificarlos manualmente, lo que aumenta el tiempo” de acuerdo con la BBC.

José Ignacio Hermosa – BLes

Británicos devuelven bolsas de papas fritas al fabricante para que lidie con ellas
Califique esta publicación
Temas: Categorías: Mundo

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds