¿Cuáles son las posibilidades de encontrar un guante de béisbol 40 años después de haberlo perdido?

Las posibilidades son escasas o nulas, sin embargo, ¡a veces la vida está llena de sorpresas!

Julie Anne y Mike Lisi, de Willoughby, Ohio, Estados Unidos, tienen el hábito de visitar un bazar que se llama Buena Voluntad de Júpiter en Florida todos los miércoles antes de ir a la iglesia.

Y el 29 de agosto de 2018, mientras Julie Anne miraba los artículos de segunda mano alineados en los estantes de la tienda, un guante de béisbol marrón opaco que yacía en el estante inferior llamó su atención.

Julie Anne vio el nombre de su hijo, “Christopher Lisi”, claramente escrito con tinta negra, en el guante.

“Siempre pongo los nombres de mis hijos dentro y fuera del guante”, dijo a FOX8.

Ella recordó hace 40 años, en 1978, que su hijo de 12 años había perdido su guante de béisbol después del Campeonato de la Liga de Béisbol de Willoughby.

“Dijo que recuerda que tomaron fotos y que debió dejar su guante en el estadio de béisbol de Todd Field en Willoughby”, dijo ella.

Ella estaba en la tienda buscando juguetes para regalar a los niños durante su viaje de misiones. Increíblemente, terminó encontrando el guante de su hijo.

Sus piernas se tambaleaban mientras hacía el hallazgo fortuito. Viendo la impactante expresión de Julie Anne, Mike pensó que algo horrible le había ocurrido.

“Tenía una mirada terrible en su cara”, dijo Mike a My Palm Beach Post.

Julie Anne tomó una foto del guante y se la envió a Christopher, de 52 años, que ahora es entrenador de fútbol en la escuela secundaria Thomas Worthington.

Christopher me contestó: “Cómpralo”.

Julie Anne compró el guante perdido en 1,49 dólares.

Christopher estaba muy molesto cuando perdió el guante de béisbol hace 40 años, en ese entonces, fue en su bicicleta al estadio para recuperar su guante, pero no lo encontró.

Hablando con The News-Herald, Christopher dijo: “Me encantaba ese guante. Me sentía como Superman con él, podía atrapar cualquier cosa”.

Poder volver a ver el guante después de cuatro décadas fue especial e increíble  para Christopher.

Recordando su infancia, se dio cuenta de “lo afortunado que era y lo dichoso que soy ahora”.

El guante de béisbol puede ser viejo y usado, pero para la familia Lisi, es un tesoro invaluable.

“Es como si este fuera nuestro milagro”, dijo Julie Anne.

Sin duda, la familia apreciará el guante y la historia que ahora lo acompaña. Comparte esta linda historia con tu familia y amigos, les encantará. 

Lee historias con valores y toda la actualidad mundial >Haciendo click aquí – BLes.com<

Share
Categorías: Entretenimiento

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds

Um cachorro deixa os vizinhos surpresos quando começa a subir a cerca de sua casa

DESTACADAS Ver más