¿Hay algo más dulce que el sonido de un bebé que se ríe?

Andrew White estaba desempacando después de regresar de sus vacaciones, así que colocó a su adorable bebé de seis meses en el piso de su habitación por unos minutos. El pequeño es lo suficientemente grande como para sentarse solo, pero aún no estaba gateando, así que estaba sentado a salvo en el suelo con su almohada cuando, de repente, Andrew escuchó que el pequeño empezaba a reírse.

Curioso, Andrew agarró su teléfono celular y comenzó a grabar. El bebé estaba gritando de alegría por algo, pero ¿por qué?

Mientras el papá merodeaba por el pasillo, se hizo evidente que su hijo estaba disfrutando de un tiempo de calidad con….

¡Él mismo!

El bebé había descubierto su propia imagen en el espejo de cuerpo entero en el dormitorio de Andrew, y pensó que el “otro bebé” en el espejo. Era simplemente divertidísimo.

Mientras papá filma (y se ríe detrás de la cámara), el bebé sigue admirando a ese guapo muchachito en el espejo. ¡Está completamente enamorado de su nuevo mejor amigo!

¡Este es el tipo de vídeo con el que es imposible NO sonreír! Es tan inocente y puro que nos recuerda que la alegría está en todas partes.

Y a veces, está justo ahí en el espejo, mirándonos.

Mira el vídeo de abajo, y asegúrate de compartir para hacer que alguien sonría hoy.

videoPlayerId=7b0e0b9c2

Ad will display in 09 seconds
Share
Categorías: Entretenimiento Vida


Video Destacados

Ad will display in 09 seconds

Chef peruano elabora la más bella escultura de un ave en hielo

DESTACADAS Ver más