Un padre que murió en 2013 de cáncer de páncreas quería que su hija menor supiera que su amor por ella nunca se acabaría. Sabiendo lo que le esperaba, el padre había planeado que cada año le llegaran flores para su cumpleaños. Cuando cumplió 21, el ramo vino con una nota.

En 2017, Bailey Sellers, entonces de 21 años, estudiante de la East State University en Tennessee, Estados Unidos, compartió en su Twitter que desde que tenía 17, cada año recibía flores de su difunto padre. Dijo que él había hecho los arreglos para que los regalos florales continuaran hasta que ella cumpliera 21 años.

Recibió su último ramo de flores, con flores púrpuras y blancas, dos días antes de cumplir 21 años el 26 de noviembre de 2017. Junto con el ramo vino una nota que decía: “Bailey, esta es mi última carta de amor para ti, hasta que nos volvamos a ver. No quiero que derrames otra lágrima por mí, mi niña, porque estoy en un lugar mejor”.

El padre de Bailey, Michael Sellers, tenía 56 años y cuatro hijos cuando murió de cáncer de páncreas el 25 de agosto de 2013. Bailey, que era estudiante de secundaria en Knoxville, Tennessee, optó por la educación en el hogar para ayudar a su madre, Kristy, y para estar cerca de su padre.

“Empecé a estudiar en casa para poder ayudar a mi madre… porque él ya no podía trabajar”, dijo. El padre y la hija forjaron un profundo vínculo durante esos tiempos difíciles.

Te puede interesar:

videoPlayerId=db3669f71

Bailey recordó que cuando cumplió 17 años recibió un ramo de flores con una nota que decía: “Yo te amé primero… ¡felices 17! Con amor, papá”. También se enteró de que recibiría flores cada año hasta que cumpliera 21.

Kristy dijo que sabía del plan de su esposo.

“Estábamos sentados en el sofá, fue un mes antes de que falleciera, y dijo que ya lo había hecho”, dijo Kristy. “Él dijo: ‘Voy a hacerlo hasta que cumpla 21 años. Y si está casada, pídele a su pareja que le envíe flores de parte mía”.

La mamá de Bailey agregó que Michael también había hecho arreglos similares para todos sus hijos, cuyas edades oscilan entre los 21 y los 33 años.

Bailey dijo que fue un padre maravilloso: “Era mi mejor amigo. Lo admiraba tanto. Era una gran persona”.

Te puede interesar:

videoPlayerId=fc5461151

Share
Categorías: Historias

Video Destacados

Assista a compilação desses cães fazendo seus donos morrerem de rir