El Día de San Valentín es la oportunidad perfecta para ir de compras con tu familia y celebrar el amor que todos ustedes comparten.

Aquí hay ocho maneras de llevar alegría a los corazones de tus pequeños este Día de San Valentín:

Prepara una sorpresa matutina

Decora una habitación de tu casa para sorprender a tus pequeños cuando despierten.

Puedes decorar el comedor, con muchos corazones: en la mesa, platos, mantel, quizás algún confeti en forma de corazón, y una guirnalda colgando de la araña. Las rosas o las velas añaden un toque agradable.

Sorpresa en la escuela

Si los niños tienen que ir a la escuela, pon notas de amor y lápices y gomas de borrar del Día de San Valentín en sus bolsillos, mochila y carpetas para que los vayan descubriendo a lo largo del día. Empaca un almuerzo especial, en forma de corazón.

Haz que todo tenga forma de corazón

Las tostadas son mucho más deliciosas cuando vienen en una forma divertida. Al menos, eso es lo que pensarán tus hijos. Todo lo que necesitas es uno o dos moldes en forma de corazón. Puedes hacer galletas, waffles, sándwiches , brownies, ¡todo en forma de corazón! Es muy fácil y a la vez muy divertido.

Te puede interesar:

videoPlayerId=d831d2a33

Mirar fotos viejas

¿Cuándo fue la última vez que se tomaron un tiempo para disfrutar de sus fotos familiares? Mirar hacia atrás a todo lo que has compartido, cuánto han crecido los niños, y qué vida tan bendita estás viviendo es una excelente manera de disfrutar de tu Día de San Valentín.

Salir de casa

Prepara un día o una noche de actividad divertida para toda la familia. Tal vez una película, una ronda de juegos, o un paseo. Hagan algo que les guste a todos, y luego disfruten de una buena cena afuera.

Crea tus propios artículos de San Valentín

Hagan proyectos creativos juntos como hornear dulces, tarjetas hechas a mano o arreglos florales para regalar a familiares y amigos. Comparte el amor y diviértete en el proceso.

Da regalos simples

Si planeas darle regalos a tus hijos en el Día de San Valentín, los gestos más simples son a menudo los mejores. El tema del día es el amor, así que cualquier cosa que demuestre aprecio está bien.

Para mayor diversión, prepara tus propios “Cupones de Cupido”, un folleto lleno de cupones que pueden canjear por golosinas, incluyendo cosas como una noche de helado, permanecer despierto 30 minutos después de la hora de acostarse, una noche de juego en la que ellos eligen, un día con mamá o papá, y así sucesivamente.

Enfócate en ellos

Lo que tus hijos y tu cónyuge desean más que nada es tu tiempo. Guarda los dispositivos digitales, deja a un lado el trabajo y los recados, y concéntrate realmente en la gratitud por aquellos a quienes amas en este Día de San Valentín. La mejor manera de celebrar un día de amor es simplemente pasarlo juntos.

Te puede interesar:

videoPlayerId=fc5461151

Share
Categorías: Vida

Video Destacados

Mira cómo este hombre rescata a una enorme tortuga marina de una red de pesca