Redacción BLes – El presidente estadounidense Donald J. Trump tuiteó el lunes por la mañana que el producto interno bruto (PIB) creció en 2018 a su ritmo más acelerado desde 2005.

“El crecimiento del PIB durante los cuatro trimestres de 2018 fue el más rápido desde 2005. Esta administración es la primera en registrar que ha experimentado un crecimiento económico que cumple o excede sus propios pronósticos en cada uno de sus dos primeros años en el cargo. El crecimiento está superando las expectativas del mercado!”, escribió el presidente.

El tweet de Trump no tuvo impacto negativo en el mercado.

El Director interino de la Oficina de Administración y Presupuesto (OMB), Russ Vought, también afirmó el 11 de marzo en rueda de prensa en la Casa Blanca, que el PIB de los EE. UU. creció un 1.3 por ciento durante los cuatro trimestres del año fiscal 2018, cumpliendo el pronóstico económico de la Administración de Trump por dos años seguidos, cumpliendo un hito al ser la primera administración en la historia estadounidense en lograrlo.

Vought explicó además que el aumento en el PIB compensaría los recortes de impuestos: “Confiamos en que las históricas reformas fiscales, la desregulación, la política comercial y la liberación de energía de Estados Unidos continuarán aportando a nuestro crecimiento económico”, declaró.

El producto interno bruto es el valor total de los bienes producidos y los servicios prestados en un país.

La Presidenta de World Money Watch, Kimberly Amadeo, con 20 años de experiencia corporativa de alto nivel en análisis económico y estrategia comercial, atribuye al plan impositivo del presidente Trump para impulsar el crecimiento económico de Estados Unidos como la razón del aumento del PIB.

Cabe destacar que Amadeo dijo que la tasa de crecimiento del PIB a lo largo del tiempo es el mejor indicador para describir el crecimiento económico de una nación a lo largo del tiempo. El crecimiento positivo es un indicador de la efectividad de las políticas económicas actuales.

“El alto crecimiento debe ocurrir antes de que desaparezca el desempleo”, dijo Amadeo.

La tasa de desempleo en EE. UU. cayó a 3.8 por ciento en febrero de 2019.

Las cifras del PIB y el desempleo reflejan el tweet del presidente Trump de que el crecimiento está superando las expectativas del mercado.

Los economistas están de acuerdo en general en que la tasa ideal de crecimiento del PIB es de entre 2 y 3 por ciento, porque un crecimiento más rápido podría crear una burbuja.

En este sentido la administración de Trump parece estar en el camino correcto económicamente si utilizamos los indicadores de Amadeo y de otros expertos. No hay peligro de una burbuja económica, dado que el crecimiento de los EE. UU. va a un ritmo rápido pero sostenido.

Ir a la portada de BLes.com.

Video Destacados