En recientes declaraciones al diario Daily Mail el reconocido científico Stephen Hawking habló sobre la posibilidad de viajar en el tiempo.

Uno de los temas que más desata pasiones entre los aficionados a la ciencia ficción es precisamente el tema de los viajes hacia el pasado o hacia el futuro.

Por las palabras del proclamado astrofísico, el tema de los viajes en el tiempo parece un tema con posibilidades de trascender del plano ficticio a la realidad.

Su teorización menciona tres posibles modelos de viaje en el tiempo, uno se relaciona con los agujeros de gusano, la otra con los agujeros negros y finalmente se refiere a viajes cercanos a la velocidad de la luz.

Agujero de gusano (representación artística). Foto: Pixabay

La primera opción se apalanca de una teoría cuántica que se refiere a grietas minúsculas en el espacio tiempo de una magnitud de mil millones de billones de una billonésima de centímetro.

En estas grietas, también llamadas agujeros de gusano, se puede ir hacia adelante y hacia atrás en el tiempo, pero existen dos barreras para el uso de este microscópico recurso de viajes espacio-temporales.

La primera barrera tiene que ver con que los científicos aún no saben como aumentar su tamaño para transportar objetos normales y la segunda limitante se refiere a la “Paradoja del científico loco”.

¿Qué pasaría si un científico viaja al pasado y mata a su yo para mirar que pasaría en el universo después? Él estaría muerto, pero ¿quién disparó? La posibilidad de viajar al pasado queda descartada por este planteamiento, aunque la puerta para viajar al futuro seguiría abierta.

El segundo modelo que presenta Hawking tiene que ver con los agujeros negros y en el interior de nuestra galaxia existe un agujero negro supermasivo que funciona como una máquina de tiempo natural.

Hoyo negro en movimiento. Fuente: Wikipedia.

Si una nave espacial diera una vuelta alrededor del agujero negro, suponiendo que durase 10 horas para los tripulantes de la nave, para quienes controlaran la misión desde la tierra habrían pasado 20 horas.

Y si se completarán orbitas alrededor del agujero por un periodo de 2 años para los tripulantes, al volver a la Tierra ya habrían pasado 4 años.

La última fórmula para viajar en el tiempo tiene que ver con viajes a velocidades cercanas a la velocidad de la luz.

Suponiendo que alguien acelerara hasta los 300.000 kilómetros por segundo dando vueltas alrededor del planeta, el tiempo para esa persona transcurriría muy lentamente, tanto así que en una semana viajando a esa velocidad, cuando descendiera, encontraría que ya han pasado cien años.

Acelerador lineal de partículas. Foto: Pixabay

Hawking ha estado debatiendo diferentes modelos cosmológicos, su influencia en el mundo de la física es notable y no son pocos los textos que se han basado en sus formulaciones.

El hecho de que decidiera hablar de estos temas con un medio de comunicación noticioso refuerza su posición como divulgador científico.

En el artículo publicado por el diario británico se puede ver cómo su postura sobre los viajes en el tiempo se basa en posibilidades muy remotas y tecnologías tan robustas que precisan de muchos años más de maduración.

El científico británico quiere dejar las puertas abiertas al debate sobre estas tendencias, además de permitir la entrada a estudiosos que desarrollen entendimientos más fundamentales en el plano de la astrofísica.

Share
Categorías: Ciencia Últimas noticias

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds