Al menos a tres personas murieron en el sur de Estados Unidos el domingo a causa de poderosas tormentas que generaron posibles tornados que dejaron también más de 20 personas heridas y varias casas y negocios dañados o sin luz.

Una persona murió en el noreste de Misisipi cuando un árbol se estrelló contra su remolque, dijo en conferencia de prensa el administrador de Caminos del Condado Monroe, Sonny Clay, quien agregó que se había producido un tornado. Otros 19 fueron llevados a hospitales, incluidos dos que se encontraban en estado crítico.

En ese momento, se había informado de un tornado en el área 140 millas (225 kilómetros) al suroeste de Memphis, Tennessee.

El experto del Servicio Meteorológico Nacional, John Moore, dijo que un posible tornado ocurrió el sábado en el área de Vicksburg, Misisipi. No se reportaron heridos allí, pero funcionarios dijeron que varios negocios y vehículos fueron dañados. Había árboles caídos por toda la ciudad montañosa ubicada en un acantilado con vista al Misisipi.

Los desastres dejados tras la tormenta
Los desastres dejados tras la tormenta

El techo de un hotel en New Albany, Mississippi, fue dañado, aunque la causa no estaba clara. Los 21.000 estudiantes de la Universidad Estatal de Misisipi se amontonaron en sótanos y pasillos cuando un tornado se acercó al campus de la escuela en Starkville.

El portavoz de la universidad, Sid Salter, dijo que se encontraron algunos escombros, posiblemente llevados por el tornado, en el campus, pero no se reportaron heridos ni hubo daños en edificios. Hubo árboles caídos y al menos algunos daños menores en áreas residenciales al este del campus.

Fuertes lluvias y tormentas se registraron por la noche en el estado de la Magnolia (la flor estatal), que luego avanzaron hacia Alabama. Un posible tornado causó un apagón y dejó daños en Troya, a unas 50 millas (80 kilómetros) al sur de Montgomery. Una comunidad de casas móviles resultó dañada, pero no se reportaron heridos.

En el este de Texas, dos niños murieron cuando un pino cayó sobre la parte trasera del auto en el que viajaban en una severa tormenta el sábado. El automóvil estaba en un camino rural en Pollok, Texas, a unas 150 millas (241 kilómetros) al sureste de Dallas.

El árbol “aplastó el auto como un panqueque”, dijo el capitán Alton Lenderman de la Oficina del Sheriff del Condado de Angelina. Los niños, de 8 y 3 años de edad, murieron instantáneamente, mientras ambos padres, que estaban en el asiento delantero, resultaron ilesos, dijo.

El enorme sistema de tormentas también dejó sin electricidad a miles de residentes y causó inundaciones repentinas. Más de 140,000 clientes se quedaron sin luz en Texas, Misisipi, Luisiana y Arkansas hasta el sábado por la noche.

Un tornado azotó la pequeña ciudad de Franklin, en el centro de Texas central, volcando casas móviles y dañando otras residencias, según el alguacil del condado de Robertson, Gerald Yezak.

Franklin está a unas 125 millas (200 kilómetros) al sur de Dallas.El servicio meteorológico dijo que la información preliminar mostró que un tornado EF-3 tocó tierra con vientos de 140 mph (225.3 kph). Se enviaron equipos a inspeccionar el daño.

Dos personas fueron hospitalizadas por lesiones que no se consideraban potencialmente mortales, mientras que otras fueron atendidas en el lugar por heridas leves, dijo Yezak. Algunas personas tuvieron que asistidas para que pudieran salir de sus hogares.

Se informó sobre árboles caídos y daños a edificios y una torre de transmisión, dijo la meteoróloga Monique Sellers.

Se registraron vientos de hasta 60 mph (96.56 kph) en el condado de Cherokee, Texas, que dañaron dos casas en Alto, aproximadamente 140 millas (225 kilómetros) al norte de Houston, pero no se reportaron heridos.

La previsión de clima severo obligó a los oficiales del torneo Masters del tenis profesional en Augusta, Georgia, a comenzar el domingo temprano, con la esperanza de terminar a media tarde antes de que comiencen los vientos y las lluvias.

Los desastres dejados tras la tormenta
Los desastres dejados tras la tormenta

Alerta de clima severo para área metropolitana de Washington D.C.

El área metropolitana de Washington, D.C., probablemente verá una de las primeras rondas de fuertes tormentas eléctricas de este año al anochecer del domingo, con una probabilidad de vientos dañinos y lluvias torrenciales, informa la emisora local WTOP.

El extenso sistema de tormentas severas, que afectó el sábado a millones de personas en todo el sur y la costa del Golfo, se moverá hacia el este a través del valle del río Ohio este domingo. Es probable que las tormentas avancen hacia esta área por la tarde, con dos rondas de clima potencialmente severo comenzando a última hora de la tarde.

Hay amenaza de clima severo desde la tarde del domingo hasta la medianoche del lunes, con la amenaza principal de lluvia intensa y ráfagas de viento dañinas. Granizo, inundaciones repentinas e incluso un tornado aislado también son posibles en las bandas de tormenta más fuertes.

“Las tormentas severas traerán fuertes lluvias cegadoras, fuertes vientos dañinos y existe la posibilidad de granizo e incluso tornados aislados débiles”, dijo el meteorólogo de NBC Washington Clay Anderson.

El Centro de Predicción de Tormentas del Servicio Nacional de Meteorología ubicó a la mayor parte del noreste de los Estados Unidos bajo lo que categoriza como un “leve” riesgo de tormentas severas el domingo.

A través de Voz de América        

Ir a la portada de BLes

Categorías: América EE.UU

Video Destacados