El general venezolano Ramón Rangel exhortó el domingo a la fuerza armada de Venezuela a que abandone al gobierno en disputa de Nicolás Maduro, que ya encara el rechazo de opositores, de venezolanos descontentos y la condena de más de 50 naciones que respaldan al presidente encargado Juan Guaidó.

Rangel se identificó en un video divulgado en YouTube como general de división de la escuela de aviación militar. En su declaración alega que Maduro es controlado por una “dictadura castrocomunista” desde Cuba.

La agencia Reuters reportó citando a una fuente cercana a las fuerzas militares, que Rangel es un militar activo que huyó el mes pasado a Colombia.

“Tenemos que buscar la manera de quitarnos el miedo, de salir a la calle, de protestar, y de buscar la unión militar para cambiar este sistema político y quitarnos de encima el yugo del ‘castrocomunismo'”, dijo Rangel, vestido de traje y con la Constitución en la mano.

“Es hora de levantarnos, es hora de luchar contra este ‘castrocomunismo’ es hora de que la fuerza armada nacional tome conciencia”, agregó.

Rangel dice que trabajó durante unos seis años en Cuba, donde vivió, dijo, con el miedo que vive la gente, lo que comparó con lo que ocurre en Venezuela.

Venezolanos han salido a las calles a protestar contra Maduro desde enero pasado, cuando Guaidó se proclamó presidente interino y planteó una hoja de ruta para poner fin a su mandato después de unas elecciones que fueron catalogadas de ilegítimas por sectores dentro y fuera de Venezuela.

Desde entonces, Guaidó llamó a los militares a que se pongan del lado de la Constitución. Aunque cientos de ellos han abandonado el país y refugiado en países como Colombia, el alto mando militar sigue respaldando a Maduro.

Un fallido levantamiento convocado el pasado 30 de abril por Guaidó que buscaba desconocer a Maduro no consiguió el objetivo, pese a que fue respaldado por diputados opositores, algunos militares y hasta por el entonces máximo jefe de la Inteligencia (SEBIN), Manuel Cristopher Figuera, quien ese día se pasó a las filas de Guaidó.

Maduro enfrenta además severas sanciones de Estados Unidos y de países europeos.

Incluso, a pesar de su baja popularidad y de la profunda crisis económica y escasez que ha llevado a millones de venezolanos a emigrar, Maduro sigue en control de las instituciones.

El levantamiento del 30 de abril lo consideró un intento de golpe de Estado. La acción provocó que el Tribunal Supremo de Justicia, que responde a Maduro, ordenara una investigación a 10 diputados por conspiración. Fue arrestado el primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Edgar Zambrano, y otros diputados se han refugiado en las embajadas de Argentina e Italia o se mantienen en bajo perfil.

“Le hago un llamado a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana para que se apegue al artículo 328. No sigamos diciendo ‘leales siempre, traidores nunca’, porque estamos siendo traidores, traidores a una Constitución nacional (…) no debemos estar siendo serviles a una persona, o parcialidad política”, dijo Rangel en el video.

El militar reconoció que fue parte del movimiento insurgente del fallecido Hugo Chávez. En el video no apoyó explícitamente a Guaidó.

“Quienes no tienen moral jamás podrán dañar a la patria y menos a la Aviación Militar Bolivariana. Venceremos ¡Viva la Revolución!”, escribió por Twitter el comandante general de la Fuerza Aérea, Pedro Juliac, con la foto de Rangel en blanco y negro cruzada por la leyenda de “Traidor del Pueblo Venezolano y de la Revolución” en rojo.

A través de Voz de América        

Ir a la portada de BLes

Video Destacados