Redacción BLes – Las autoridades del estado brasileño de Pará hallaron el cadáver de una ballena jorobada en la selva el 22 de febrero.

El cetáceo muerto, que se encontraba a 15 metros de la orilla de la playa de Araruna en una zona forestal, corresponde a una cría de un año de edad de unos ocho metros de largo.

“La ballena jorobada varada en Soure, Isla Marajó, era un cachorro de aproximadamente un año de edad y 8 m de largo”, confirmaron los expertos de Bicho D’agua. “El cadáver se encontró a unos 15 m de la playa”.

Los científicos declararon que la ballena podría haber muerto en alta mar y que, posteriormente, una fuerte marea la habría arrastrado tierra adentro, calificándolo que hubiera aparecido tan alejada de la costa como un hecho “totalmente comprensible”.

“El mamífero es una de las especies de ballenas más grandes que existen”, añadió Dirlene Silva, secretaria de medio ambiente de la municipalidad de Soure, según G1. 

Para determinar la causa de la muerte, los especialistas, que confirmaron que no presentaba heridas visibles, le practicarán la autopsia.

“Van a hacer la necropsia. A simple vista, no hay lesiones. Así que necesitamos entender qué fue lo que culminó en la muerte de la ballena”, concluyó Dirlene asegurando que el esqueleto se expondrá en el museo de la ciudad tras el análisis.

Ir a la Portada de BLes.com.

¿Conoces nuestro canal de Youtube? ¡Suscríbete!

Temas: Categorías: América

Video Destacados