Redacción BLes – El presidente de los Estados Unidos, Donald J. Trump, rindió honores a las “contribuciones de los afroestadounidenses, muchos de los cuales vivieron y superaron el flagelo de la segregación, los prejuicios raciales y la discriminación para enriquecer cada fibra de la vida estadounidense”.

El lider norteamericano ofreció un discurso en una recepción organizada el jueves en la Sala Este de la Casa Blanca en conmemoración del Mes Nacional de la Historia Afroestadounidense, recientemente proclamado por su administración. 

“Hoy recordamos el heroico legado de los afroestadounidenses que lucharon valientemente contra la opresión para dar paso a un nuevo y brillante amanecer de libertad”.

Tras estas palabras, el mandatario agradeció la asistencia a la ceremonia de “amigos, pastores y líderes del gobierno” al comienzo de un discurso en el que haría mención a las tasas de desempleo, los impuestos, la reforma penal, los derechos civiles y la educación.

“Cuando pasen los años… se les enseñará a los niños que tenemos una tierra mejor, un pueblo mejor, una civilización más noble, porque estos humildes hijos de Dios estaban dispuestos a sufrir por causa de la justicia”, citó el mandatario en recuerdo al Dr. Martin Luther King.

“Estamos aquí para honrar las extraordinarias contribuciones de los afroamericanos a cada aspecto de la vida, la historia y la cultura estadounidenses. Desde los primeros días de esta nación, los líderes, pioneros y visionarios afroamericanos han elevado e inspirado a nuestro país”, tuiteó Trump.

Tasas de desempleo

Trump comenzó hablando sobre las tasas de desempleo, indicando que entre la comunidad afroamericana ha descendido a un “mínimo histórico” del 5,9 %. “Bajo mi administración, la tasa de pobreza de los afroamericanos ha caído a su nivel más bajo”, continuó diciendo. “Casi un millón de afroamericanos han encontrado nuevos empleos”, apuntilló.

Asimismo, consideró que podría deberse “a los recortes regulatorios o como resultado de nuestros recortes de impuestos. La mayor reducción de impuestos en la historia de nuestro país”, recalcó añadiendo que la legislación que ha hecho posible todo esto también “incluye nuevos incentivos para las zonas de oportunidad [8,764 comunidades] a fin de promover la inversión en comunidades de bajos ingresos en todo el país”.

En esa línea, Donald J. Trump, señaló que en Estados Unidos “ahora mismo, tenemos a la mayor cantidad de gente trabajando en toda la historia de nuestra nación. Casi 160 millones de personas”, reiterando su compromiso con la desregulación, la reforma tributaria y la capacitación laboral, con el fin de propiciar un clima más idóneo para las empresas y los trabajadores pertenecientes a minorías.

Reforma penal

En este marco destacó que a través de la reforma bipartidista “FIRST Step Act” de la justicia penal liderada por su administración, transformó leyes que perjudicaban desde hace “décadas” a los estadounidenses. “Las leyes son desproporcionadas, como saben, perjudicaron a las comunidades afroamericanas mucho, mucho más que a cualquier otra persona”.

“Sólo quiero agradecer al Presidente y a todos los que esforzaron tanto y trabajaron tan duro en esta ley de PRIMER PASO de la reforma de la prisión. Porque si no fuera por ellos, no estaría frente a todos ustedes hoy -[Aplausos] – con mi hija y mi nieta. He estado encarcelada durante 16 años”, enfatizó la primera mujer en ser liberada bajo la ley FIRST STEP, la afroestadounidense Catherine Toney.

La Ley de PRIMER PASO redujo las penas aumentadas para ciertos delincuentes reincidentes no violentos y eliminó la disposición obligatoria de tres “strikes” sobre la vida, proveyendo de nuevas oportunidades a través de “programas de capacitación profesional o programas basados en la fe” para que los reclusos se reinserten en la sociedad.

Educación y elección de centros

También recordó, que durante su mandato ha hecho de la educación una de las prioridades, apoyando a las universidades históricamente negras (HBCU, por sus siglas en inglés), con la firma en febrero de 2017, de una orden ejecutiva donde la Casa Blanca estableció su respaldo a las mismas.

“Ningún niño debe quedar atrapado en una escuela que fracasa y que se interpone en el camino de sus sueños. Cada ciudadano, sin importar su orígen, merece un gobierno que anteponga sus necesidades”, declaró el mandatario en relación a la petición que hizo al Congreso para favorecer la elección de los centros educativos y “que ningún niño quede atrapado en una escuela que está fallando, solo por su código postal”.

Cabe mencionar que el Presidente Trump también aumentó la financiación de las escuelas, en septiembre de 2018, en 42 millones de dólares, para propiciar que la elección de las escuelas se convierta en efectiva, al tiempo que brindó la posibilidad de usar “529 planes de ahorro universitario para la educación primaria y secundaria”.

Derechos civiles 

“Sólo quiero dar gracias a Dios y también al presidente Trump por cambiar las cosas en los templos y atacar el ‘status quo’ que es hostil a los intereses de la gente pobre. Y también quiero bendecirlo por su administración y las políticas de las ‘Zonas de Oportunidad’ y por darle a las personas de bajos ingresos la oportunidad de ayudarse a sí mismas”, declaró el líder de los derechos civiles afroamericano, Bob Woodson, exmiembro de la Fuerza Aérea.

“Estoy encantado de estar aquí con el Presidente. Sabes, Dios le dijo a Nehemías que construyera un muro. Y eso es lo que estás haciendo. Amén. Es un placer estar aquí con ustedes esta noche y compartir esta gran hora y este gran momento”, puntualizó Clarence Henderson, quien contribuyó a encender el movimiento nacional en contra de la segregación racial, desde el incidente de Woolworth, en relación al muro que está construyendo Trump en la frontera con México -constantemente asediada por caravanas de migrantes ilegales– pese a la oposición demócrata.

“Hoy, damos gracias a Dios por todas las bendiciones que la comunidad afroamericana continúa dando a nuestra nación, y prometemos nuestra determinación de ampliar las oportunidades para los estadounidenses de todas las razas, religiones, colores y credos”, continuó diciendo el dirigente. 

“Como estadounidenses, todos compartimos los mismos sueños, las mismas esperanzas y el mismo destino magnífico. Ahora somos, y siempre seremos, un pueblo, una familia y una nación gloriosa bajo Dios”. 

“Quiero darles las gracias a todos. Deseo que Dios les bendiga. Sólo desearles que Dios los bendiga a todos y que Dios bendiga a Estados Unidos”, concluyó.

Ir a la Portada de BLes.com.

¿Conoce nuestro canal de Youtube BLes Mundo? ¡Suscríbase!

Video Destacados