De acuerdo con su promesa de campaña, el Presidente Donald Trump dona un salario trimestralmente en apoyo a uno de los proyectos de su gobierno; el 13 de enero hizo la entrega oficial de su ultimo cheque, destinado al proyecto de Infraestructuras impulsado por su gobierno esta semana.

“Es para apoyar programas para reconstruir y modernizar nuestra infraestructura en ruinas”, destacó Trump, según la portavoz de la Casa Blanca-Sarah Huckabee Sanders, en una reunión de prensa.

El lunes el presidente dio a conocer su estrategia para la reconstrucción de la infraestructura en Estados Unidos y la donación de su salario del cuarto trimestre (salario de 2017) que va dirigida a este propósito.

“Para curar décadas de negligencia, nos comprometemos a construir rápidamente una infraestructura segura, confiable y moderna para satisfacer las necesidades de los estadounidenses e impulsar el crecimiento económico”, citó Sanders.

Foto: Estructura en Tennesse. (Casa Blanca)

Anteriormente Trump donó su salario del tercer trimestre para ayudar al Departamento de Salud y Servicios Humanos a combatir la epidemia de opiáceos, y previamente donó al Departamento de Educación y al Servicio de Parques Nacionales.

La Secretaria de Transporte Elaine Chao recibió el cheque del presidente y aclaró a los periodistas que el transporte es solo un componente. La propuesta también incluye energía, agua potable y aguas residuales, banda ancha y hospitales para veteranos.

Ella aclaró que “el Presidente ha decidido generosamente donar su salario anual a los Programas de Subvenciones INFRA”.

“INFRA refleja directamente la propuesta del Presidente al proporcionar fondos dedicados y discrecionales para proyectos que abordan problemas críticos que enfrentan las carreteras, los puentes y los puertos de nuestra nación“, dijo Chao.

Con este programa los estados y las localidades que presentan fondos o financiamiento propios, tienen acceso prioritario a los fondos federales. Al menos el 25 por ciento de su financiamiento es destinado a proyectos rurales.

“La infraestructura es la columna vertebral de nuestra economía y es clave para mantener a nuestro país competitivo. La propuesta del Presidente creará nuevos empleos, fortalecerá nuestra economía y mejorará la calidad de vida para todos”, dijo Chao.

Estrategia del Gobierno

En total 12 agencias federales han estado trabajando con la Casa Blanca en la propuesta de infraestructura integral. “El objetivo es estimular al menos US$ 1,5 mil millones de inversión en infraestructura, que incluye un mínimo de US$ 200 mil millones en fondos federales directos”, destacó Chao.

La Secretaria Chao, respondiendo preguntas de los periodistas dijo: “la decisión de lo que se va a reconstruir se hará en consulta sobre una base bipartita, donde se incluirá la propuesta tanto de los republicanos como de los demócratas, en base a los principios de la estrategia presentada”.

“No queremos hacerlo unilateralmente”, explicó.

Ella destacó que en el caso de las carreteras, el problema del Fondo Fiduciario de Carreteras también “necesita ser abordado” con detalle, porque cada año “se estaba gastando más dinero que los recibidos”.

Foto: Puente Anderson Memorial entre Boston y Cambridge. “Llevó 11 meses construir el puente original en 1912. Cuando llegó el momento de repararlo casi 100 años después, el proyecto se prolongó durante cerca de 5 años con un costo excesivo significativo”. (Casa Blanca)

En relación a los gastos excesivos, el presidente Tump comentó que la anterior administración había destinado “estupidamente” US$ 7 mil millones a Medio Oriente, por lo que “ahora es el momento de comenzar a invertir en nuestro país”.

La estrategia presentada por el gobierno de Trump este lunes incluye los siguientes principios en los que deberán basarse las tomas de decisiones:

1) Usar dólares federales como capital inicial para alentar la inversión en infraestructura por parte de los estados, las localidades y el sector privado.

2) Cubrir las necesidades de infraestructura de las comunidades rurales.

3) Optimizar la entrega del proyecto.

4) invertir en proyectos transformadores que beneficien a todos”.

Entre las críticas que se planteó al Presidente, está la posible carga financiera para los estados, a lo que Chao respondió que “el dinero federal no es gratis”.

“El dinero federal proviene de nuestras comunidades, personas, contribuyentes y nuestras comunidades. Toman ese dinero, lo envían a Washington y luego deciden cómo usarlo y luego lo envían a las comunidades para cosas relacionadas con lo que necesitan hacer”.

“Entonces lo que estamos tratando de hacer es que los estados, las localidades y sus comunidades, entienden mejor cuáles son sus necesidades de infraestructura y les permita tener mucha más flexibilidad para decidir sus propios proyectos, en conjunto y en asociación con el gobierno federal”.

Trump escribió ayer en su Twitter: “Nuestro plan de infraestructura ha sido presentado y ha recibido excelentes críticas por parte de todos, excepto por supuesto, los demócratas. Después de muchos años nos hemos ocupado de nuestros militares, ahora tenemos que arreglar nuestras carreteras, puentes, túneles, aeropuertos y más”.

A través de La Gran Época.

Share
Temas: Categorías:América EE.UU

Video Destacados