BOGOTÁ (AP) — Una consulta anticorrupción en Colombia atrajo el domingo a millones de personas a las urnas pero no alcanzó la participación requerida para impulsar las medidas que pretendían mejorar la transparencia e imponer sanciones más estrictas a los delincuentes de cuello blanco.

Casi 11,7 millones de colombianos votaron de manera abrumadora en favor de las siete iniciativas propuestas para erradicar la corrupción en las cúpulas del poder, pero la consulta no logró recabar los 12,1 millones de sufragios necesarios para aprobarlas, según los resultados del conteo rápido después de que se escrutaron el 99% de las casillas.

Sin embargo, de todas formas los que propusieron la consulta elogiaron una participación que superó las expectativas, describiéndola como un mensaje de la ciudadanía: promulguen leyes que pongan fin a los privilegios especiales de los legisladores y hagan más eficiente el gasto público.

“Esta victoria contundente de la ciudadanía le da un mandato claro al gobierno y al Congreso”, dijo Claudia López, una exsenadora y candidata a la vicepresidencia que encabezó el referendo.

La consulta incluía las preguntas de si se imponen o no sanciones más estrictas a funcionarios corruptos que en la actualidad suelen cumplir sentencias en sus mansiones multimillonarias, si se deben imponer límites a los periodos de los legisladores, y si se debe reducir en un 40% el salario de los miembros del Congreso.

La ley colombiana actual establece salarios para los senadores de unos 124.000 dólares anuales, más de lo que perciben los legisladores en Holanda, Suecia y Francia, por ejemplo.

La mayoría de los colombianos concuerda en que la corrupción es una plaga que necesita ser exterminada, pero no todos estuvieron de acuerdo en que una votación fuese la mejor forma de hacerlo. Muchos jueces boicotearon la consulta ante el temor de que derive en recortes salariales en la rama judicial, debido a que la ley señala que el sueldo de los magistrados debe ser igual al de los legisladores.

“Ya tenemos demasiadas leyes contra la corrupción”, dijo Hermens Lara, un juez municipal que dirige la Corporación de Jueces y Magistrados de Colombia, antes de la consulta. “El problema es implementarlas”.

El recién electo presidente Iván Duque y la mayoría de los principales partidos políticos de Colombia respaldan la medida, pero hicieron poco para promoverla. Algunos expertos cuestionaron si los cambios harían algo por combatir la corrupción en otros sectores, incluidos el sistema judicial y el policiaco.

“Hay propuestas ahí que se ha demostrado que no tienen impacto en la lucha contra la corrupción”, dijo Marcela Anzola, consultora del Banco Interamericano de Desarrollo. Sin embargo, agregó que “si la consulta se aprueba quiere decir que la población está legitimando la lucha contra la corrupción”.

Según el procurador general de Colombia, la corrupción en el país equivale a 4% del producto interno bruto cada año. Un estudio reciente de Transparency International reveló que el 63% de las compañías en Colombia temía perder sus negocios si no incurría en sobornos.

Ese rostro de la corrupción colombiana contrasta fuertemente con la época en que el capo del narcotráfico Pablo Escobar fue electo al Congreso y sus rivales del cártel de Cali ayudaron a la elección de un presidente. Apenas hace poco más de una década, un gran número de miembros del Congreso fueron acusados o investigados por nexos con grupos paramilitares de extrema derecha.

Pero en la actualidad, los expertos aseguran que la mayor amenaza proviene de los criminales de cuello blanco.

Un ejemplo es la expansión de una refinería en Cartagena, que terminó costando más del doble de los 3.300 millones de dólares estipulados inicialmente debido a lo que las autoridades describieron como malos manejos y sobornos de funcionarios en complicidad con los contratistas.

El referendo le habría dado al Congreso de Colombia un año para aprobar una ley que implementara las propuestas u obligar a Duque a hacerlo por decreto.

Las medidas requerían la aprobación de 12,1 millones de votantes, o casi la tercera parte de los 36 millones que conforman el padrón. La participación electoral durante los recientes comicios presidenciales apenas alcanzó el 50%, mientras que un referendo de 2016 sobre un acuerdo de paz con rebeldes de izquierda para poner fin a medio siglo de conflictos superó los 13 millones de sufragios a duras penas.

En un discurso a la nación el domingo en la noche, Duque exhortó a los legisladores a impulsar las reformas a pesar de que no se lograron los votos suficientes.

“Consultamos a la sociedad y la sociedad respondió: No más corrupción”, dijo el mandatario.

López y sus simpatizantes intentaron sobreponerse a la apatía de los votantes con la ayuda de un famoso caricaturista político, al grabar un video de campaña en el que se muestra a López acompañada de algunos legisladores de edad avanzada vestidos como cantantes de reggaetón que entonan que la corrupción es el “cáncer de Colombia” y debe erradicarse.

“Esta (consulta) es la única manera que tenemos de derrotar a la clase política corrupta. Ellos no se van a auto reformar nunca”, dijo López.

Julián Ramírez, un estudiante de ciencias políticas de 18 años, dijo que hizo campaña a favor del referendo anticorrupción desde el año pasado, cuando los activistas recabaron 4 millones de firmas para que las autoridades aprobaran la consulta.

“La lucha contra la corrupción debería ser algo que une a la población”, sentenció.

Colombia: Consulta anticorrupción no logra votos suficientes para tener validez
Califique esta publicación
Categorías: América Colombia

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds